• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
A unas 85.000 personas detenidas en las fronteras francesas se les denegó la entrada al país en 2017, indican informes.

A unas 85.000 personas detenidas en las fronteras francesas se les denegó la entrada al país en 2017, indican informes. | Foto: EFE

Publicado 16 enero 2018

La comuna Calais, norte de Francia, es una de afectadas por el fenómenos migratorio.
 

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, visitó este martes la localidad de Calais (norte), una de las comunas francesas más afectadas por la crisis que ha generado el fenómeno migratorio.

La visita de Macron transcurre a dos días antes de la reunión que sostendrá con la primera ministra de Reino Unido, Theresa May, para conversar las acciones a tomar con respecto a la crisis migratoria en el puerto del canal.

(Necesitamos acelerar el tiempo para procesar las solicitudes de asilo. Nuestros vecinos saben cómo hacerlo en seis meses. Esto evita crear situaciones inextricables.)

>>Gobierno francés instala ayuda a refugiados por orden judicial

Durante la visita Macron prevé conversar con diferentes actores locales en Calais, lugar en el que se encuentran miles de indocumentados que buscan atravesar el eurotúnel y así llegar a Reino Unido.

El paso del jefe de Estado se da en un momento en el que Francia impulsa una nueva ley de asilo que tiene como objetivo una revisión de las políticas migratorias y el endurecimiento de las mismas.

(A cada uno debemos garantizar una bienvenida digna y humana. Para todos, una respuesta rápida. Pero para aquellos que no son admitidos, debemos garantizar un retorno rápido al país de origen. Durante años, hemos hecho todo al revés.)

Actualmente, el Gobierno francés trabaja en la creación de una nueva legislación sobre inmigración y asilo que será debatida en el consejo de ministros en febrero, máximo ente para toma de decisiones de la Unión Europea.

La nueva legislación busca controlar el flujo de migrantes y refugiados, un mejor sistema para quienes solicitan asilo, acelerar el proceso de solicitud de asilo, hacer más fuertes las leyes para sacar a las personas que ilegalmente se encuentran en esa nación y tomar medidas que permitan lograr la integración de refugiados.

>>Un barco choca contra un carguero en el canal de la Mancha

Sin embargo, diversas organizaciones humanitarias critican al mandatario francés porque consideran que la nueva ley realmente tendrá consecuencias nefastas para los migrantes.

Entre las medidas que más cuestionan las asociaciones humanitarias está el hecho de que el ministerio de Interior ponga equipos móviles para llevar a cabo censos y controles en los alojamientos de emergencia.

Las organizaciones consideran que estas medidas harán que los refugiados eviten dirigirse a los lugares donde se realizan los censos y esto traerá como consecuencia que hayan más refugiados viviendo en condiciones precarias.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.