• Señal en Vivo
  • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
La Federación Rusa y la República Popular China sostienen más de 20 años de relaciones diplomáticas.

La Federación Rusa y la República Popular China sostienen más de 20 años de relaciones diplomáticas. | Foto: Reuters

Publicado 4 julio 2017

Analistas y expertos internacionales opinan que el fortalecimiento de vínculos comerciales, políticos y militares entre ambas naciones puede interpretarse como una estrategia para enfrentar a los poderes hegemónicos de occidente.

China y Rusia han desarrollado una confianza estratégica y política mutua de alto nivel. Ambas naciones han resuelto los conflictos fronterizos históricos y han convertido la línea fronteriza de 4.300 kilómetros de longitud en un vínculo de amistad entre ambos pueblos.

Tras el desplome de la Unión Soviética (URSS), con la cual la República Popular China (RPCh) sostenía relaciones diplomáticas desde 1949, el Gobierno chino reconoció el 24 de diciembre de 1991 a la Federación Rusa como sucesora legal de la URSS.

>> Reunión de Putin y Xi refuerza relaciones entre China y Rusia

Desde entonces mantienen en buenas condiciones las relaciones bilaterales, adquiriendo en los últimos años un carácter especial, basada en la confianza y la igualdad de derechos.

Analistas y expertos internacionales reconocen que este fortalecimiento de vínculos tanto comerciales, como políticos y militares puede interpretarse como una estrategia económica y sobre todo geopolítica para enfrentar a los poderes hegemónicos de occidente.

>> ¿Podrán China y Rusia romper la hegemonía global del dólar?

En conversación con teleSUR el analista político, Basem Tajaldine explicó que en los últimos años, las relaciones entre Rusia y China se han fortalecido, al tiempo que se deterioran las de estas dos naciones con Estados Unidos.

Alianza económica


La cooperación económica ruso-china es una importantísima parte integrante de las relaciones bilaterales: China es, desde el año 2010, el socio comercial más importante de Rusia, la que a su vez se encuentra entre la veintena de los socios comerciales principales de la RPCh, en 2016 se vio en el 14 puesto.

El proyecto chino "Un cinturón, una ruta", en el cual Rusia tiene una fuerte participación y al que se opone EE.UU., es visto por muchos como una iniciativa puramente económica y comercial, que se centra en enormes proyectos de infraestructura, principalmente de transporte y energía: carreteras, puentes, gasoductos, puertos, ferrocarriles y centrales eléctricas. 

Foto: EFE.
El dato: China y Rusia han planteado elevar el volumen del comercio bilateral hasta los 200.000 millones de dólares y las inversiones chinas en la economía rusa hasta los 12.000 millones de dólares hacia el año 2020.

“Rusia coronó una potencia militar impresionante y no menos económica. Sin dudas esta relación con China es un escenario que configura una geopolítica exterior diferente”, afirmó Basem quien recordó que este contexto despoja a Estados Unidos de su poder hegemónico mundial.

Tajaldine aseguró que China también juega un papel importante y significativo puesto que en los últimos años los grandes poderes internacionales, Fondo Monetario Internacional, Banco Mundial, la reconocen como una gran potencia económica. "La primera potencia en cuanto a balance comercial que ha desplazado a EE.UU. restándole en el plano concreto y efectivo su hegemonía también económica."

Política exterior: en defensa de multipolaridad mundial


China y Rusia, afirma Basem Tajaldine, son dos países que sin dudas enfrentan la política exterior dominante del Gobierno estadounidense.

La posición común de Moscú y Beijing, lo reflejan: ambos apoyan la legitimidad del Gobierno de Bashar al Assad, abogan por la solución del conflicto en Corea del Norte por medios políticos y diplomáticos y se oponen firmemente al despliegue del sistema THAAD de Estados Unidos en Corea del Sur. Al respecto, el propio presidente Xi ji Pin aseguró que "daña gravemente los intereses estratégicos de seguridad de China, Rusia y otros países de la región.

>> Rusia y China interceden en conflicto Norcoreano

Tajaldine precisa que ambas naciones han entendido que, "solo marchando de la mano y en razón del respeto a los intereses propios, al derecho internacional, podrían hacer frente a la embestida imperialista de norteamérica".

El analista recuerda que Estados Unidos amenaza con sus bases militares las fronteras rusa y china, por este motivo estos países “entendieron que complementando primero sus economías y sus capacidades politicas, económicas y militares podrán llegar a hacer frente a esta realidad, en defensa de su soberanía y de sus propios intereses”.

Hoja de ruta militar


En materia de cooperación militar, aunque ninguna de las dos instancias gubernamentales de defensa han admitido una "alianza militar", si han convenido trazar una hoja de ruta de desarrollo en esa esfera para los años 2017-2020.

Citado por el diario Svobodnaya Pressa, el presidente del centro de análisis ruso-chino, Serguéi Sanakóev expresó que "...la cooperación político-militar entre Rusia y China no tiene precedentes. Es una cooperación en los ámbitos técnico-militar y puramente militar que ha evolucionado a lo largo de los años".

Según Sanakóev, esta hoja de ruta no contempla solo teoría, sino también de acciones concretas y prácticas, tales como ejercicios militares conjuntos. Una estrategia de continuación lógica al acercamiento entre ambas potencias.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.