• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Los ataques del Gobierno turco contra los kurdos han generado protestas en diferentes ciudades del país.

Los ataques del Gobierno turco contra los kurdos han generado protestas en diferentes ciudades del país. | Foto: EFE

Publicado 3 agosto 2015

Los nuevos ataques del Gobierno de Turquía contra los kurdos tuvieron su justificación en un ataque suicida ocurrido en la localidad turca de Suruc. 

El líder del opositor Partido Popular Democrático Selahattin Demirtas reiteró este lunes su llamado a la paz en Turquía e instó a poner fin a los enfrentamientos entre el gobierno y la guerrilla kurda.

Durante unas declaraciones a la prensa, el dirigente partidista pidió a Ankara y al ilegalizado Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) deponer sus armas y abogó por trabajar para evitar el incremento de la cifra de muertos.

En contexto
Turquía ha librado en las últimas tres décadas un combate sin tregua contra el PKK, cuyo objetivo es la creación de un Estado independiente en el sureste de la península de Anatolia.
Hace dos años el encarcelado líder del PKK, Abdulá Ocalan, llamó a sus partidarios a abandonar las armas y retirarse a sus feudos en las montañas del norte de Irak, donde los kurdos iraquíes gozan de gran autonomía respecto a Bagdad.
Sin embargo, esa situación podría revertirse después de que  el viernes pasado aviones de combate turcos comenzaran a bombardear posiciones del PKK en el área de Kandil y en algunos campamentos en la ciudad de Dohuk.

Los nuevos ataques contra los kurdos tuvieron su justificación en un ataque suicida ocurrido en la localidad turca de Suruc, donde fallecieron 32 activistas, tras el cual Ankara operaciones contra el grupo terrorista autodenominado Estado Islámico (EI) y el PKK, por considerarlos una amenaza.

Aun cuando se trata de agrupaciones y conflictos diferentes, el Ejecutivo insiste en igualar a los que considera sus enemigos y los acusa de realizar acciones simultáneas contra Turquía.

Según la versión digital del diario Hurriyet, decenas de personas fallecieron durante recientes enfrentamientos entre la guerrilla kurda y las fuerzas del orden.

Para el analista internacional Gales Moussa Hamad, los kurdos se han erigido en una de las más importantes líneas de defensa contra los avances de los yihadistas en el norte de Irak y Siria, obligando a Occidente a reconocerlos como aliados clave en la batalla contra el EI.

En entrevista con teleSUR, el especialista llamó la atención sobre el hecho de que el Gobierno turco no quiere que de ninguna manera los kurdos se fortalezcan, ya que en un futuro podrían crear un estado independiente y autónomo.

Lea también: Aviones turcos atacan posiciones kurdas en Irak y Turquía

Los kurdos tienen un gran problema, son nación sin tierras, sin patrias, sin presidentes,  es decir van a encontrar muy poco apoyo de otros países en la región, prácticamente ellos se encuentran solos, afirmó Mouusa Hamad.

La orientación comunista del PKK  el Partido de los Trabajadores del Kurdistán, la principal fuerza independentista kurda en Turquía, considerada una organización terrorista por el gobierno de Ankara y sus amigos occidentales tampoco le ayudaría a los nacionalistas kurdos a granjearse la simpatía de EE.UU. y sus principales aliados, consideró el analista. 

En Contexto:
El Kurdistán existe y está habitado desde hace muchos siglos por el pueblo kurdo, más de 40 millones de personas que Oriente y Occidente intentan ignorar.
Los kurdos son “un pueblo seminómada que habita desde hace siglos una región montañosa del suroeste de Asia, sin disponer de un Estado propio.
La mayoría vive en pequeñas poblaciones y se dedica a la agricultura y a la cría de ovejas. Su principal actividad es la fabricación de alfombras, que elaboran con finos materiales.

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.