• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
El canciller ruso lamentó los recientes hechos que se observan en Idlib.

El canciller ruso lamentó los recientes hechos que se observan en Idlib. | Foto: Reuters

Publicado 15 abril 2017

En rueda de prensa Lavrov insistió en la necesidad de llevar a cabo tan pronto como sea posible una investigación imparcial sobre las armas químicas usadas en territorio sirio.

El ataque con bombas de Estados Unidos (EE.UU.) a la base aérea siria de Shairat obstaculiza la solución pacífica al conflicto que azota al país árabe, alertó este sábado el ministro de Exteriores de Rusia, Serguéi Lavrov.

"En los últimos días hay una amenaza al avance en todas estas áreas a causa del incidente con el uso de sustancias tóxicas en Idlib y el posterior ataque de EE.UU. contra el aeródromo militar de las Fuerzas Armadas Sirias", declaró Lavrov.

>> Siria y Rusia acusan a EE.UU. de dirigir guerra terrorista

En rueda de prensa junto a su par catarí, Mohammed bin Abdulrahman al Thani, el canciller ruso expresó que es vital realizar una investigación imparcial de inmediato para esclarecer los hechos en el marco de la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPAQ).

En la madrugada del pasado 7 de abril, EE.UU. lanzó 59 misiles de crucero Tomahawk desde los buques de guerra emplazados en el Mediterráneo contra la base aérea de Shairat, en la provincia siria de Homs.

El ataque fue una represalia al uso de sustancias tóxicas en la ciudad de Jan Sheijun, provincia de Idlib, del que Washington culpa a Damasco.

>> Rusia rechaza tajantemente vínculo con ataque químico en Siria

"Seguiremos insistiendo en la ONU (Organización de las Naciones Unidas) en Nueva York en el envío de los inspectores de la OPAQ tanto al lugar del incidente como al propio aeródromo desde el cual, según afirman expertos occidentales, se lanzaron los proyectiles cargados de sustancias tóxicas", subrayó Lavrov.

El ministro notificó que el Gobierno sirio ya envió la invitación oficial a la sede de la Organización en La Haya, por lo cual demuestra su entera disposición de participar en el proceso de indagación.

El Ejecutivo de Siria niega toda implicación en el incidente que, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), causó 84 muertos y 545 intoxicados el pasado 4 de abril.

>> Al Assad: Ataque con armas químicas es un invento al 100 %


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.