• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Al menos 40 niños han muerto en las montañas como consecuencia de los desplazamientos. (EFE)

Al menos 40 niños han muerto en las montañas como consecuencia de los desplazamientos. (EFE)

Publicado 7 agosto 2014

Los yihadistas del grupo terrorista Estado Islámico (EI) tomaron el control de la provincia de Nínive, en el norte de Irak, al expulsar a las tropas kurdas después del combate.

La llegada de los combatientes del grupo radical Estado Islámico (EI) a la provincia de Nínive, en el norte de Irak para tomar el control, ha provocado la migración de miles de familias.

Los yihadistas expulsaron en combates a las tropas kurdas o "peshmergas" y ocuparon las localidades de Al Hamdaniya y Telkif, al norte de Mosul, capital de Nínive. También lograron controlar también las áreas de Bertala, Al Kuir y Bashiqa, habitadas por una población mixta de musulmanes y cristianos.

El país vecino Kurdistán fue el principal destino de los inmigrantes que van en busca de lugares más seguros. Hasta el momento se desconoce la cifra de víctimas de los ataques yihadistas que propiciaron esta huida.

Se estima que unos 200 mil civiles han huido de sus hogares, la mayoría de ellos kurdos pertenecientes a la comunidad religiosa yazidí, que se han refugiado en las montañas cercanas.

El Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef por su sigla en inglés) indicó que al menos 40 niños han muerto en las montañas como consecuencia de los desplazamientos.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.