• Señal en Vivo
  • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
  • El pasado 9 de febrero, se logro un nuevo acuerdo de siete puntos de cooperación para mejorar la transparencia en el programa, entre Irán y la AIEA. (Foto: Vía Twitter)

    El pasado 9 de febrero, se logro un nuevo acuerdo de siete puntos de cooperación para mejorar la transparencia en el programa, entre Irán y la AIEA. (Foto: Vía Twitter)

Publicado 16 febrero 2014

El canciller iraní, Mohammad Javad Zarif, advirtió este domingo que la inclusión de temas sin relación con diferencias en cuanto a la temática nuclear en las pláticas con el Grupo 5+1 pueden afectar las negociaciones.

Javad Zarif partirá este lunes hacia la ciudad de Viena, Austria, para asistir a la nueva ronda ronda del diálogo con las cinco potencias miembros permanentes del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (ONU): Estados Unidos, Rusia, China, Francia y el Reino Unido, más Alemania.

Las próximas negociaciones estarán centradas en los aspectos técnicos para dirigir las discusiones relativas al programa energético iraní en una dirección constructiva, subrayó el canciller en declaraciones a la televisión.

Acorde con el programa, las pláticas entre Teherán y el G5+1 comenzarán el próximo martes y son la secuencia del acuerdo preliminar firmado por ambas partes en noviembre de 2013, por el cual Irán dejó de enriquecer uranio al 20 por ciento a cambio de la suspensión de algunas de las sanciones en su contra.

El canciller pronosticó que las negociaciones serán difíciles e intensas, pero como la meta del Plan de Acción Conjunta es la continuación del programa nuclear pacífico iraní a través de la construcción de confianza mutua, “las conversaciones deben culminar bien, porque esa es nuestra meta”, dijo Javad Zarif.

La nueva ronda es el comienzo de un proceso que conducirá a la implementación del Plan en el plazo de un año, según los pronósticos de las autoridades iraníes.

Irán y la Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) firmaron, también en noviembre pasado, un acuerdo que permitió a los inspectores del ente realizar visitas administradas al reactor de agua pesada de Arak, centro de Irán, y la mina de uranio de Gachin.

El Gobierno de Irán y la Agencia Internacional de la Energía Atómica (AIEA) lograron un acuerdo el pasado domingo 9 de febrero de siete nuevos puntos de cooperación para mejorar la transparencia del programa nuclear iraní, que deberá aplicarse antes del 15 de mayo.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.