• Señal en Vivo
  • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Cuba, EE.UU., Francia, Ecuador, España, Irlanda, Reino Unido, Uruguay y Venezuela, fueron algunos de los países firmantes.

Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Cuba, EE.UU., Francia, Ecuador, España, Irlanda, Reino Unido, Uruguay y Venezuela, fueron algunos de los países firmantes. | Foto: SDPnoticias

Publicado 18 junio 2016

Intelectuales y movimientos sociales de diversos países  rechazan los mecanismos represivos con que el Gobierno de Enrique Peña Nieto responde a las exigencias de los educadores de la CNTE.

Organizaciones sociales, académicos e intelectuales de varios países manifestaron a través de un comunicado oficial su rechazo a “la brutal represión que desde el Gobierno federal se está aplicando contra los maestros y maestras de México”.

>> En claves:¿por qué protestan los maestros en México?

El documento fue suscrito en el marco de los enfrentamientos entre la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) y la Secretaría de Educación Pública a causa de la Reforma Educativa impulsada por el presidente de ese país, Enrique Peña Nieto.

Los maestros mexicanos, agrupados en la CNTE, han llevado a cabo una gran cantidad de actividades de protestas en los diferentes estados de ese país, para manifestar su rechazo a la medida gubernamental, por lo cual han sido víctimas de brutales represiones por parte de los organismos de seguridad.

EL DATO: Bajo la supuesta premisa de elevar la calidad educativa del país, la reforma educativa de 2013 plantea la evaluación obligatoria para que los maestros puedan ingresar y mantenerse dentro del sistema educativo, así como también para poder acceder a mejores sueldos y para poder aspirar a mejores cargos. 

Los firmantes del comunicado expresaron ser testigos de “la campaña de desprestigio” que se ha activado desde varios frentes en contra los profesionales de la educación disidentes a la reforma, quienes todo lo que persiguen es instalar una mesa de diálogo con el Ejecutivo para debatir los desacuerdos suscitados por la reforma, así como defender la educación gratuita y su trabajo.

Protesters from the CNTE teachers' union march against President Enrique Pena Nieto's education reform, along the streets in Mexico City, Mexico June 17, 2016.
Este viernes CNTE marchó en Ciudad de México en contra de la reforma educativa de Enrique Pena Nieto.

>> Padres de familia defienden lucha de la CNTE en México

El manifiesto fue suscrito por cientos de personalidades de la vida pública de México, pero a ellos también se unieron personalidades de Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Cuba, Estados Unidos, Francia, Ecuador, España, Irlanda, Reino Unido, Uruguay y Venezuela.

En concreto, el comunicado insta al Gobierno de Enrique Peña Nieto ha reconocer “las justas demandas del movimiento magisterial” y a que se apueste por mecanismos para solucionar la fuente de los conflictos generados en torno a este y otros temas “sobre todo en un país marcado por la violencia y la impunidad”.

Las organizaciones sociales y el grupo de intelectuales también abogaron por la liberación de los “presos políticos” de la CNTE y la cancelación de las órdenes de aprehensión que estén por ejecutarse, a fin de poder garantizar un ambiente que propicie el diálogo entre el Ejecutivo y el sindicato magisterial.

Por último exhortaron al Gobierno a garantizar la seguridad “de las miles de personas que han salido a manifestarse contra la llamada reforma educativa”, puesto que cancelar el derecho legítimo a la protesta social “es, sin duda, característica principal de un Estado autoritario”.

>> Nuño y la CNTE: hoy más que nunca todo se sabe

En contexto 
El magisterio mexicano de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) tiene unos 200 mil afiliados en México, 80 mil de ellos en Oaxaca, y es uno de los gremios latinoamericanos que durante años ha mantenido su lucha por mejores reivindicaciones y beneficios sociales.

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.