Gobierno mexicano se desentiende del despido de Aristegui | Noticias | teleSUR
    • Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Carmen Aristegui apelará ante la justicia la decisión de la empresa.

Carmen Aristegui apelará ante la justicia la decisión de la empresa. | Foto: Proceso

Publicado 18 marzo 2015

Para el Gobierno mexicano el despido de Aristegui representa un conflicto entre la periodista y la empresa MVS radio por lo que decidió no intervenir, aún así, deseó que el problema entre ellos se resuelva.

El gobierno mexicano se deslindó del conflicto entre la periodista Carmen Aristegui y la empresa MVS radio que rescindió su contrato el pasado 16 de marzo luego de que la comunicadora social exigiera la reincorporación de dos de sus colaboradores, hecho que fue interpretado por la empresa como un "ultimátum" que no estuvieron dispuestos a aceptar.

Ante esta situación, la Secretaría de Gobernación señaló a través de un comunicado que el caso Aristegui-MVS es un conflicto entre particulares y aseveró que el gobierno "ha respetado y valorado permanentemente el ejercicio crítico y profesional del periodismo".

En el documento que fue emitido a nombre del ejecutivo del presidente Enrique Peña Nieto, la presidencia recalcó que para ellos es deseable que el conflicto entre particulares se resuelva, para que la empresa de comunicación y la periodista sigan aportando contenidos de valor a la sociedad mexicana.

Por su parte, senadores opositores, presentarán en sesión un punto de acuerdo por el cual solicitan a la comisión bicameral del Canal de Televisión del Congreso de la Unión disponer de un espacio diario dentro de la programación de la televisora, con el fin de que el programa de noticias sea transmitido bajo la conducción de la periodista Carmen Aristegui.

Mientras tanto, Aristegui informó que apelará ante la justicia la decisión empresarial por considerarlo un atentado a la libertad de prensa.

En Contexto:
En mayo de 2013, se publicaron una serie de fotos en la revista española Hola, y en dicha galería aparecía la esposa del presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, Ángelica Rivera, enseñando los detalles de la lujosa mansión donde vivía con su familia.
El equipo de investigación de la periodista Carmen Aristegui reveló detalles de la casa, valorada en unos 7 millones de dólares, y además se descubrió que pertenecía a uno de los principales contratistas del gobierno. El caso, conocido como la Casa Blanca de Peña, se convirtió en un escándalo político que afectó la imagen presidencial dentro y fuera de México.

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.