• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
La madre de la hija de dos años y la menor asistieron al acto donde se reclamó justicia por el asesinato. (Foto:AP)

La madre de la hija de dos años y la menor asistieron al acto donde se reclamó justicia por el asesinato. (Foto:AP) | Foto: AP

Publicado 23 noviembre 2014

Este domingo, familiares y amigos Akai Gurley, joven afroamericano asesinado este viernes por un policía blanco mientras, desarmado, bajaba las escaleras de un edificio residencial en Nueva York, se sumaron a un acto convocado por líderes comunitarios afroamericanos, entre los que se encontraba el reverendo Al Sharpton.

Los familiares del joven afroamericano Akai Gurley, asesinado este viernes en un complejo residencial al este de Nueva York por un policía blanco, exigió este domingo una investigación del suceso.

El reconocido líder de la comunidad afroamericana, el reverendo Al Sharpton, organizó un acto este domingo al que asistieron familiares y amigos de Gurley, a fin de apoyar los esfuerzos para que se esclarezca el caso.

"Ellos dicen que fue un accidente, nosotros... ¿cómo podemos saberlo hasta que haya una investigación completa de todo lo que pasó?, señaló Sharpton en un discurso recogido por las televisiones locales.

"Lo que sabemos es que este bebé va a crecer sin un padre que no hizo nada malo", recalcó Sharpton durante la protesta, en la que estuvieron la madre de su hija de dos años, Akisha Pringle, y la menor.
 

(Líderes comunitarios critican a la policía sobre el tiroteo fatal de un hombre desarmado en Brooklyn, reza el mensaje de Twitter de Sharpton)

En contexto

Akai Gurley fue asesinado de un disparo en el pecho mientras bajaba las escaleras del complejo residencial Louis Pink Houses, al este de Nueva York. Gurley, de 28 años, se encontraba desarmado y junto a Ballinge al momento de la agresión.

El incidente fue calificado por la policía local como una “desafortunada tragedia" por "accidente".

La novia de Gurley, Kimberly Ballinger, explicó a la prensa local que “no se presentaron ni nada y le dispararon. No se identificaron. Solo dispararon”. La víctima estaba desarmada.

El asesinato de Gurley se produce cuatro meses después de la muerte de otro afroamericano en Nueva York, Eric Garner, de 43 años, por una llave de estrangulamiento que le hizo un policía cuando intentaba detenerlo en Staten Island (sur). Esa acción de brutalidad policial provocó fuertes protestas en la ciudad.

A finales de agosto, el Comité de las Naciones Unidas para la Eliminación de la Discriminación Racial (CERD, por su sigla en inglés) manifestó su preocupación por el uso de fuerza excesiva de la Policía estadounidense contra las minorías raciales y étnicas.

Lea también: Policía de Nueva York asesina a afroamericano desarmado

Lea también: Declaran emergencia en Ferguson por temor a protestas


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.