• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Para las FARC-EP lo más importante es hacer vida política.

Para las FARC-EP lo más importante es hacer vida política. | Foto: EFE

Publicado 3 mayo 2017

La implementación del acuerdo de paz ha resultado más compleja y difícil que el proceso de negociación, asegura el líder insurgente Timochenko.

El comandante de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia- Ejército del Pueblo (FARC-EP), Iván Márquez, manifestó este martes que debido a los atrasos en la entrega de las zonas veredales están buscando junto al Gobierno colombiano la manera de acelerar el proceso de desarme de los grupos insurgentes.

Márquez señaló que el acuerdo de paz avanza con dificultad, pero al mismo tiempo recalcó que lo importante es que está en pie. Además, dejó claro que lo ideal es que la ejecución de lo acordado se realice de manera integral y simultánea.

>>Consejo de Seguridad de ONU verifica en Colombia acuerdo de paz

Es necesario que ambas partes cumplan sus compromisos para continuar con el proceso.

"Nos estamos reuniendo con voceros gubernamentales para hallar una fórmula que nos permita dinamizar la llegada de un momento esperado y crucial que es el cierre del proceso de dejación de armas", recalcó Márquez.

"Todavía tenemos que llegar a un arreglo en aspectos fundamentales, pero por nuestra parte existe toda la determinación, aunque es preciso también que los compromisos se materialicen en paralelo", dijo el comandante las FARC-EP.

El pasado 24 de noviembre el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, y el máximo líder de las FARC-EP, Timoleón Jiménez, firmaron el acuerdo que tiene como propósito terminar con un conflicto que tiene más de cinco décadas. El documento también solicita la concentración de los insurgentes en puntos de normalización y desarme.

>>Congreso de Colombia listo para crear circunscripciones de paz

Alcanzar la paz resulta más difícil que el proceso de negociación

El máximo líder de las FARC-EP, Rodrigo Londoño 'Timochenko', al igual que Márquez, considera que la implementación del acuerdo de paz marcha con dificultad, pero sostiene que una de las razones es que se creó un monstruo en torno al movimiento insurgente y popular.

"La implementación del acuerdo de paz va a ser mucho más compleja y difícil que el proceso de negociación", dijo en entrevista a RT. 

Sin embargo, subrayó que el grupo se mantiene "optimista, el plan nuestro es la paz de Colombia (...) estamos seguros porque todo marcha hacia allá. El apoyo al proceso ha ido aumentando poco a poco a medida que la gente se va informando".


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.