• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
Las penas son algo inferiores a lo que había reclamado la Fiscalía, que pedía dos años de cárcel firmes contra los tres acusados.

Las penas son algo inferiores a lo que había reclamado la Fiscalía, que pedía dos años de cárcel firmes contra los tres acusados. | Foto: EFE

Publicado 1 marzo 2021


Blogs



Sarkozy se convierte en el primer jefe de Estado francés en ser sentenciado a una pena de cárcel.

El expresidente francés Nicolas Sarkozy fue condenado este lunes a tres años de prisión por corrupción y tráfico de influencias en el llamado caso Bismuth o caso de las escuchas.

LEA TAMBIÉN:

Trabajadores protestan por mejoras laborales en Francia

Sarkozy se convierte en el primer jefe de Estado francés en ser condenado a prisión.

Su abogado, Thierry Herzog, y  el ex magistrado  Gilbert Azibert fueron condenados a las mismas penas. 
El primero por corrupción y violación del secreto profesional, el segundo por encubrimiento del incumplimiento del secreto profesional. 

Thierry Herzog también tiene prohibido ejercer la profesión de abogado durante cinco años. 

"Estaban perfectamente conscientes del carácter fraudulento de sus acciones", dijo la presidenta de la 32ª Cámara, Christine Mée, quien anunció la decisión, a primeras horas de la tarde de este  lunes.

Las penas son algo inferiores a lo que había reclamado la Fiscalía, que pedía dos años de cárcel firmes contra los tres acusados.

Por su parte, el Tribunal Correccional de París precisó que dos de esos años de cárcel están exentos de cumplimiento y que el tercer año de prisión firme puede ser convertida en detención domiciliaria o vigilancia con un brazalete electrónico.

Esta sentencia es histórica, más de nueve años después de la condena de Jacques Chirac a dos años de prisión suspendida en el caso de trabajos ficticios en la ciudad de París.

Esta decisión también es crucial para Nicolás Sarkozy, quien enfrenta un segundo juicio el 17 de marzo, en el asunto Bygmalion, relacionado con los costos de su campaña presidencial de 2012. La pena no llegó a cumplirla.

 


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.