Los gobiernos europeos de París, Berlín y Londres exigieron este domingo a Moscú el acceso libre y total a lugar del accidente del avión malasio. Hollande, Merkel y Cameron acordaron durante una conversación telefónica reclamar a Putin que obtenga el permiso por parte de los independentistas." />
  • Señal en Vivo
  • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
  • Los independentistas de Donestk vigilan el lugar de la catástrofe aérea.

    Los independentistas de Donestk vigilan el lugar de la catástrofe aérea. | Foto: Reuters

Publicado 20 julio 2014

Los gobiernos europeos de París, Berlín y Londres exigieron este domingo a Moscú el acceso libre y total a lugar del accidente del avión malasio. Hollande, Merkel y Cameron acordaron durante una conversación telefónica reclamar a Putin que obtenga el permiso por parte de los independentistas.

El presidente francés, François Hollande, la canciller alemana, Angela Merkel, y el primer ministro británico, David Cameron, exigieron este domingo al presidente ruso, Vladimir Putin, que haya acceso libre y total a la zona de la catástrofe del avión malasio para los investigadores internacionales, pese a que la misión de observadores de la OSCE desmintieran que el lugar estaba bloqueado.

"Si Rusia no toma inmediatamente las medidas necesarias, la Unión Europea sacará las consecuencias", en la reunión de sus ministros de Exteriores del próximo martes, advirtió la Presidencia francesa en un comunicado.

Hollande habló por teléfono la mañana de este domingo, sucesivamente, con Merkel y con Cameron, con los que acordó reclamar a Putin que obtenga de los independentistas que controlan la región donde se estrelló el avión libertad de movimientos para que los investigadores y que puedan cumplir su misión.

"Rusia debe entender que la resolución de la crisis ucraniana es más que nunca un imperativo tras esta tragedia que ha causado ultraje al mundo entero", subrayó el Elíseo (sede de Gobierno francés).

Hollande se entrevistó este sábado también por teléfono con su homólogo Piort Poroshenko, y ambos coincidieron en que "no se puede tolerar ningún obstáculo" a la investigación internacional porque resulta "crucial establecer pruebas indiscutibles de los hechos para sacar todas las consecuencias de este drama horrible".

Ante esta situación, el primer ministro de la República Popular de Donetsk, Alexánder Borodái, también negó los informes según los cuales a los observadores de la OSCE no se les permite acceder al lugar delaccidente del vuelo MH17 de Malaysia Airlines.

París, Berlín y Londres se habían mostrado hasta ahora reservados a llevar más lejos las sanciones europeas contra Moscú (Rusia) por la crisis ucraniana, pese a la presión estadounidense, pero el siniestro del Boeing de Malaysian Airlines ha modificado el escenario.

Por su parte el Gobierno de Estados Unidos, dijo este sábado a su homólogo ruso que Washington está "muy preocupado" respecto de las condiciones de acceso de los investigadores internacionales al lugar del accidente del avión malasio en Ucrania.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.