• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Estudios en Canadá revelan que la enfermedad del Alzheimer puede originarse si el feto o el recien nacido no recibe suficiente Vitamina A.

Estudios en Canadá revelan que la enfermedad del Alzheimer puede originarse si el feto o el recien nacido no recibe suficiente Vitamina A. | Foto: Archivo

Publicado 27 enero 2017

Según establece un grupo de investigadores en Canadá, las reacciones bioquímicas que causan la enfermedad de Alzheimer podrían comenzar en el útero o justo después del nacimiento.

Investigadores de la Universidad de Columbia Británica (Canadá), a través de estudios realizados recientemente, descubrieron que las reacciones bioquímicas que causan la enfermedad de Alzheimer podrían comenzar en el útero o justo después del nacimiento si el feto o el recién nacido no recibe suficiente vitamina A.

"Nuestro estudio demuestra claramente que la deficiencia marginal de vitamina A, incluso en el embarazo, tiene un efecto perjudicial sobre el desarrollo del cerebro y un efecto duradero que puede facilitar la enfermedad de Alzheimer en la vida posterior", aseguró el doctor Weihong Song, profesor de Psiquiatría y catedrático de investigación sobre la enfermedad de Alzheimer. 

>> Científicos argentinos hallan clave del origen del Alzheimer

Para el estudio, Song analizó investigaciones previas que han relacionado los bajos niveles de vitamina A con deterioros cognitivos. En colaboración con el doctor Tingyu Li y otros expertos del Hospital Infantil de la Universidad Médica de Chongqing, (China), observaron los efectos de la escasez de vitamina A en el útero y la infancia en ratones modelo de Alzheimer.

Los investigadores detectaron que, incluso una deficiencia leve de vitamina A, incrementó la producción de beta-amiloide, la proteína que forma placas que ahogan y matan a las neuronas durante la enfermedad de Alzheimer. También vieron que estos ratones, cuando carecen de vitamina A, mostraron un desempeño menor en la prueba estándar de aprendizaje y memoria, una vez llegada la adultez.

Sin embargo, Song y sus colaboradores concluyeron que es posible revertir este daño; aquellos ratones que se vieron privados de la vitamina A en el útero, pero luego recibieron suplementos inmediatamente después del parto, mostraron un mejor desempeño en las pruebas que los animales a los que no se les dieron esos suplementos.

A pesar de esto, Song advierte de la reacción negativa que pueda tener la noticia. La deficiencia de vitamina A, aunque común en muchas regiones de bajos ingresos del mundo, es rara en zonas como América del Norte, y la ingesta excesiva de nutrientes podría ser perjudicial. La mejor manera de asegurar niveles adecuados del nutriente es llevar una dieta equilibrada, según determinan los expertos.

>> Anuncian avances en el tratamiento de síntomas del Alzheimer


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.