• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Publicado 10 junio 2015

La decisión ha sido tomada tras la aprobación de la “Reforma de la Justicia Universal” que impide la persecución fuera del territorio español a criminales de guerra. 

Luego de 12 años de investigación, la justicia española ha decidido cerrar el caso del periodista del canal de televisión Telecinco, José Couso, quien fue asesinado en Bagdad (Irak) por tropas estadounidenses, cuando ejercía su labor como camarógrafo.

El corresponsal de teleSUR en España, Vicent Montagud, mencionó que esta decisión ha sido tomada tras la aprobación de la “Reforma de la Justicia Universal” aprobada por el gobierno de Mariano Rajoy.

Montagud explicó que la reforma limita al extremo las investigaciones judiciales llevadas en el extranjero, “eso ha obligado a cerrar el caso de la muerte de siete mil españoles en los campos de concentración nazi y amenaza otras investigaciones que se llevan a cabo como el ataque de Israel contra la flotilla de la libertad que causo la muerte de nueve cooperantes”.

La información fue confirmada por el juez de la Audiencia Nacional de España, Santiago Pedraz, quien aseguró que sobre este caso existen suficientes indicios para considerar el ataque como un crimen de guerra, pero ha sido cerrado porque la reforma impide la persecución de cualquier crimen de guerra, salvo que los presuntos criminales se hayan refugiado en España.

La decisión del Juez ha sido tomada a pesar de que el año pasado aseguró que el caso no sería archivado pese a la reforma.

Acatando esta medida, los militares: el teniente coronel Philip de Camp, el capitán Philip Wolford y el sargento Thomas Gibson, que estaban presos, serán dejados en libertad debido a que su detención queda sin efecto. 

Por su parte, la familia de Couso enfatizó que continuarán luchando para que se haga justicia y asistirán al tribunal europeo de Derechos Humanos.

El hermano del camarografo, Javier, quien también es diputado en el parlamento europeo, culpa al partido del gobierno español por favorecer la impunidad.  

Por su parte, el otro hermano del periodista, David Couso, recalcó que siempre han sido optimistas, “sabemos que no lo vamos a recuperar pero tenemos muchos motivos para seguir luchando, sobre todo diciéndole al partido que gobierna este país (España) que no vamos a permitir que defiendan a soldados que son asesinos de periodistas, y sobre todo no vamos a dejar de defender la palabra que le molesta bastante, que es justicia, la dignidad no se compra con dinero”.

Contexto
José Couso, fue asesinado en el año 2003 durante la invasión de tropas estadounidenses en Bagdad (Irak). El periodista se encontraba ejerciendo su labor como camarógrafo cuando el ejército estadounidense abrió fuego desde un carro de combate contra el Hotel Palestina.

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.