• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
  • La dirigente política integraba parte del equipo de abogados que lograron la libertad del Comandante Chávez en el año 1994 (Foto: Prensa Miraflores)

    La dirigente política integraba parte del equipo de abogados que lograron la libertad del Comandante Chávez en el año 1994 (Foto: Prensa Miraflores)

Publicado 13 abril 2014

La Primera Combatiente de la República Bolivariana de Venezuela, Cilia Flores, en entrevista concedida al periodista, Ernesto Villegas, rememoró los sucesos del 11, 12 y 13 de abril del 2002 y las acciones del pueblo para restituir el orden constitucional.

La entrevista, sostenida en el Palacio de Miraflores (sede del ejecutivo) donde días antes del golpe de Estado el Comandante Chávez había hecho su habitual programa Aló Presidente, trajo consigo toda una serie de anécdotas de aquellos momentos donde la derecha venezolana llevó a cabo su fallido golpe de Estado.

A juicio de Flores, en ese momento Diputada ante la Asamblea Nacional, es necesario recordar los sucesos de aquellos días porque ciertamente “esta etapa no ha terminado".

Continuó aclarando que “así como estamos en la era bicentenaria, esta etapa de la revolución es una etapa contínua y la derecha ha tratado por todos los medios que pasemos la página y es imposible porque fue una vivencia que nos sirve a nosotros para que diariamente estemos trabajando para que más nunca haya un 11″, reveló.

Indicó que “lo que ocurrió el 11 de abril, el 12 de abril, no podíamos imaginárnoslo. Nosotros sabíamos que teníamos una oposición ansiosa de poder, pero no pensábamos que tuvieran tan pocos escrúpulos”.

La Primera Combatiente continuó expresando que para ellos (la oposición venezolana) “el país representa una piñata”, en caso de llegar al poder, actitud que no ha cambiado.

Afirmó que partidos políticos como Acción Democrática estuvieron en contra del golpe de Estado, pero se convirtieron en cómplices al “permitir que eso se diera”.

Destacó la firmeza del Comandante Chávez al no renunciar al mandato que el pueblo venezolano le otorgó en aquel diciembre del año 1999. Dijo que hubo “traidores” que se le acercaron para exigirle la renuncia a lo que él respondió: “Yo soy el Presidente Constitucional, llevenme preso”.

Concluyó afirmando que luego de la abolición de todos los Poderes Públicos, las leyes habilitantes y la Constitución de 1999 y la posterior autojuramentación de Pedro Carmona Estanga como presidente de facto, empezaron los problemas para ellos.

“Ahí le vino el problema a ellos, cuando intentaron repartirse la piñata y resulta que Carmona sacó a todos los que querían un Ministerio. Ahí empezó la confrontación interna, que no ha cesado", indicó.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.