• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Las pruebas nutricionales a las que fueron sometidos los niños se efectuaron entre los años 1942 y 1952 (Foto: Archivo)

Las pruebas nutricionales a las que fueron sometidos los niños se efectuaron entre los años 1942 y 1952 (Foto: Archivo)

Publicado 3 abril 2014

El escandaloso manuscrito de "Los 120 días de Sodoma", redactado por Sade en la prisión de la Bastilla en 1785 y luego escondido, robado, disputado y vendido por casi 10 millones de dólares, regresa a París para ser expuesto en el año del bicentenario del "divino marqués".

Violaciones, pedofilia, coprofagia, incesto, torturas, mutilaciones y asesinatos: La obra más extrema de Sade, calificada por el propio autor como "la más impura jamás realizada desde que el mundo existe" fue repatriada a Francia tras un largo periplo.

Donatien Alphonse François de Sade, nacido el 2 de julio de 1740 y fallecido el 2 de diciembre de 1814 en el asilo de Charenton, pasó 27 años de su vida preso, cautiverio que convirtió al libertino en escritor rebelde.

Su obra más escandalosa narra la historia de cuatro hombres poderosos que se encierran en un castillo a principios del siglo XVIII con 42 víctimas sometidas a su poder absoluto durante 120 días.

Consiste en un minucioso catálogo de perversiones sexuales y sufrimientos insostenibles, calificado por el escritor Jean Paulhan como "el evangelio del mal" y que en 1975 inspiró la película "Saló" a Pier Paolo Pasolini.

Escrito de puño y letra por el marqués en un rollo de papel de 12 metros, el documento recién llegado de Ginebra se encuentra en perfecto estado de conservación, reseñó la agencia de noticias AFP.

"Este manuscrito excepcional, robado en 1982, denunciado a Interpol y objeto de disputa entre dos familias, regresó finalmente a Francia al término de una historia increíble. Pero fueron necesarios tres años de arduas negociaciones", relata su nuevo propietario Gérard Lhéritier, presidente de la sociedad bibliofílica Aristophil y del Museo de Cartas y manuscritos.

El empresario desembolsó en total siete millones de euros (9,6 millones de dólares) por el codiciado documento, que se convirtió en uno de los tres manuscritos más caros conservados en Francia.

El rollo de esta obra mítica redactada a escondidas de los carceleros por Sade, está asegurado por la Lloyds en 16,5 millones de dólares y será presentado al público a partir de septiembre en el Instituto de Letras y manuscritos de París.

El regreso a París de los "120 días" (o "jornadas", según la traducción) es sólo el último episodio de una larga historia.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.