• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
La ayuda humanitaria entró a Ucrania este viernes luego de varios días con trabas en la frontera (EFE)

La ayuda humanitaria entró a Ucrania este viernes luego de varios días con trabas en la frontera (EFE) | Foto: EFE

Publicado 22 agosto 2014

El gobierno ruso denuncia que Washington pretende que el conflicto en Ucrania continúe. Unos 60 camiones, la quinta parte del convoy humanitario ruso, cruzó la frontera con Ucrania este viernes, mientras EE.UU. amenaza con sanciones.

El Ministerio de Exteriores de Rusia emitió un comunicado este viernres donde afirma que los Estados Unidos busca sabotear la misión humanitaria rusa en Ucrania.

Según la Cancillería rusa, después de que EE.UU. bloqueara el proyecto del Consejo de Seguridad de la Organización de Naciones Unidas (ONU) sobre la ayuda a Ucrania, es evidente que Washington pretende que el conflicto en Ucrania continúe.

Sobre las agresiones de Ucrania -aliado de Washington- en el este del país, Rusia instó esta semana al Consejo de Seguridad de la ONU a adoptar una declaración sobre la necesidad del lograr un alto el fuego, durante el paso del convoy humanitario ruso al este del país.

"Si EE.UU. está completamente en contra de un texto conciliador y sin ánimos de confrontación, entonces no queda ninguna duda de que el objetivo de Washington es que el conflicto armado en Ucrania continúe", afirmó la Cancillería rusa ante el retraso que tuvo la propuesta en el organismo.

"Operamos de acuerdo con el derecho internacional humanitario", recalcó el Ministerio, refiriéndose al convoy humanitario ruso que este viernes cruzó la frontera de Ucrania.

Por su parte, el presidente ruso, Vladimir Putin, comunicó en una conversación telefónica a la canciller alemana, Angela Merkel, que era inaceptable demorar la entrega de la ayuda humanitaria.

Unos 60 camiones -la quinta parte del convoy humanitario ruso- cruzó la frontera con Ucrania este viernes, informó un corresponsal de Nóvosti.

La  carga lleva unas 400 toneladas de cereales, 100 toneladas de azúcar, 62 toneladas de alimentos para bebés, 54 toneladas de equipo médico y medicamentos, 12 mil sacos de dormir y 69 generadores de energía.

Mientras, Estados Unidos advirtió a Rusia que podría imponerle nuevas sanciones si no retira el convoy con ayuda humanitaria que llegó al este de Ucrania, para socorrer a la población que atraviesa la crisis.
 


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.