• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Multitudinarias manifestaciones condenaron la brutalidad policial contra la población afrodescendiente tras la muerte de Gray.

Multitudinarias manifestaciones condenaron la brutalidad policial contra la población afrodescendiente tras la muerte de Gray. | Foto: Baltimore Sun

Publicado 8 septiembre 2015

La alcaldía de esa ciudad manifestó que el pago no debe interpretarse como un juicio sobre “la culpabilidad o la inocencia” de los policías que actualmente están ante la justicia. 

La ciudad de Baltimore, en el estado norteamericano de Maryland, pagará 6.4 millones de dólares a la familia de Freddie Gray, un afrodescendiente que murió en abril pasado mientras estaba bajo custodia policial luego de haber sido herido por los uniformados. 

Así lo divulgaron los diarios The Baltimore Sun y el Washington Post, según los cuales funcionarios de la localidad alcanzaron un acuerdo con los familiares del joven de 25 años, el cual debe ser aprobado ahora por la Junta de Presupuesto local.

Lea también: EE.UU.: Destituido jefe policial por muerte de Freddie Gray

Esa instancia se reunirá este miércoles con el objetivo de aprobar la suma. Según The Baltimore Sun, se trata del mayor monto aprobado desde 2011 en demandas contra la policía por alegadas acciones de brutalidad y mala conducta de los agentes del orden.

Sin embargo, de acuerdo con un comunicado del alcalde de Baltimore, Stephanie Rawlings-Blake, “el acuerdo presentado a la Junta de Presupuesto no debe ser interpretado como un juicio sobre la culpabilidad o la inocencia de los policías que actualmente están ante la justicia" penal.

El documento difundido por el periódico sostiene que “la propuesta se debe solamente a que es lo mejor para la ciudad. Evita largos y costosos gastos de justicia, que le harían más difícil curar las heridas a la ciudad y costaría potencialmente millones de dólares de más a los contribuyentes".

En contexto: 
La muerte de Freddie Gray el pasado 12 de abril se unió a numerosos casos de violencia policial contra la población afrodescendiente en Estados Unidos. 
El joven fue víctima de una herida grave en las vértebras cervicales durante su traslado –boca abajo con las manos y pies atados– en un furgón policial en Baltimore, donde falleció una semana después de su violenta detención.
La fiscal del estado de Maryland para Baltimore, Marilyn Mosby, anunció el 1 de mayo que la muerte de Gray sería considerada un “homicidio involuntario”.
El deceso de Gray provocó una ola de protestas y violentos choques entre manifestantes y fuerzas policiales. 

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.