• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
El cazaruso fue interceptado por un F-16 de las fuerzas turcas.

El cazaruso fue interceptado por un F-16 de las fuerzas turcas. | Foto: EFE

Publicado 24 noviembre 2015

Rusia aseguró que su avión sobrevoló espacio sirio y no turco. 

Los datos del  vuelo que arrojó el caza ruso Su-24, revelaron que éste no violó en ningún momento el espacio aéreo de Turquía, aseguró hoy el Ministerio de Defensa ruso. 

“El análisis de los datos de vuelo registrados han mostrado claramente que no ha habido una violación del espacio aéreo turco", reseña RIA Novosti citando al ente ruso. 

Lea también: Derribo del caza Su-24 evidencia apoyo de Turquía a extremistas

De acuerdo con el Ministerio de Defensa ruso, “el Su-24 regresaba a la base aérea de Jmeimim cuando fue derribado por un caza turco F-16 en el territorio de Siria".

Asimismo, aseguran que el avión militar sobrevoló exclusivamente territorio sirio y no el de Turquía, tras participar en operaciones contra grupos extremistas en suelo árabe. 

Se dio a conocer que los dos pilotos a bordo de la aeronave, lograron eyectarse de la misma al momento del impacto, aunque fueron asesinados cuando descendían.

Lea también: Turquía convoca de urgencia al comité de seguridad

Pese a ello, el Pentágono de Estados Unidos aseguró, sin embargo, que Turquía actuó para defender su espacio aéreo y como aliado de ese país en la lucha antiterrorista. No demostró pruebas sobre la presunta violación de Rusia al espacio aéreo ruso.

Analistas señalan que Turquía ha adquirido petróleo vendido de forma ilegal por parte de grupos extremistas, que mantienen el control en suelo sirio además, ha brindado apoyo militar a lo que medios occidentales han llamado “oposición moderada”. 

Lea también: Putin: derribo de avión tendrá consecuencias graves con Turquía

 

En contexto 

Rusia participa en operaciones aéreas para apoyar a Siria y con respaldo del Consejo de Seguridad de la ONU, para combatir a grupos terroristas en la nación árabe, especialmente del autodenominado Estado Islámico (EI). 
Desde el pasado 30 de septiembre Rusia ha destruido 820 objetivos de EI.
Ya suman dos ataques contra aviones rusos el primero de ellos, con turistas a bordo en la Península de Sinaí (Egipto), donde fallecieron 224 personas y el último, contra su avión militar que regresaba de una operación contra terroristas. 
El Ejército Libre Sirio (ELS), integrada mayormente por extranjeros, en su mayoría turcos, que tiene como objetivo forzar la salida del presidente Bashar Al Assad, ha recibido apoyo de Turquía, según un portavoz, Basam Hayi Mustafa.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.