• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Correa señaló que "la magnitud del desastre obliga a planificar sitios temporales donde las personas puedan permanecer los próximos meses".

Correa señaló que "la magnitud del desastre obliga a planificar sitios temporales donde las personas puedan permanecer los próximos meses". | Foto: EFE

Publicado 18 abril 2016

Cifras oficiales indican que al menos 350 personas fallecieron tras el fuerte terremoto registrado el pasado sábado en la provincia de Manabí, noroeste de Ecuador. 

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, aseguró este lunes que la reconstrucción del desastre provocado por el potente terremoto del sábado en esa nación llevará años y "costará centenas, probablemente miles de millones de dólares". 

>> Pedernales, Ecuador: ya nada queda en pie allí, todo está destruido

Las declaraciones de Correa a medios nacionales e internacionales las realizó luego de recorrer  la zona afectada de Pedernales, a cinco horas de Quito (capital), tras el fuerte sismo de 7.8 grados que destruyó casas, edificios, hoteles, escuelas y viviendas la noche del sábado 16 de abril.

Pedernales es probablemente el sitio más afectado por el fuerte sismo. Con alrededor de 50 mil habitantes la devastación se ve en todos lados. "Conversar con sus moradores es saber de su dolor, sus múltiples necesidades y la incertidumbre por lo que vendrá" relata un periodista de la BBC.

El terremoto es uno de los de mayor intensidad registrados en América Latina en los últimos 20 años. El movimiento telúrico se registró entre los balnearios costeros de Cojimíes y de Pedernales (norte), en la provincia de Manabí y cerca de Esmeraldas, donde también se sintió el impacto de las réplicas.

“Habrá que reconstruir Pedernales, el centro de Portoviejo, el barrio de Tarqui en Manta, Canoa, Jama... Eso tomará meses, años y costará centenas, probablemente miles de millones de dólares”, aseguró el presidente Correa.

Correa señaló que se ha coordinado con los organismos respectivos el apoyo a los damnificados para su ubicación en los albergues. En Pedernales hasta el momento se han ubicado cuatro albergues. 

>> Correa: Hay que levantarse y seguir, saldremos adelante

Cifras 

Cifras oficiales indican que al menos 350 personas fallecieron tras un fuerte terremoto registrado en la provincia de Manabí, en el noroeste de Ecuador. Así lo aseguró el vicepresidente ecuatoriano Jorge Glas quien advirtió que "esta cifra desgraciadamente va a aumentar con el pasar de las horas". Los heridos ya suman 2 mil 527.

"Sabemos que hay ciudadanos en medio de los escombros que tienen que ser rescatados", agregó el vicepresidente.

Solidaridad internacional 

La Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados  (Acnur) aseguró en un comunicado que ultima los preparativos para enviar ayuda de emergencia por transporte aéreo a Quito destinada a los desplazados por el terremoto. 

Unas 900 tiendas de campaña, 15 mil colchonetas para dormir, utensilios de cocina y, debido al riesgo de la epidemia de zika, unos 18 mil equipos de repelentes contra los mosquitos, serán enviados en este primer vuelo de Acnur a los afectados 

El enviado de teleSUR en Ecuador, Vladimir Carrillo, indicó este martes que en Pedernales se encuentran socorristas de diferentes naciones como México, Colombia, Venezuela y Cuba, que participan en las labores de rescate de centenares de cuerpos que aún se encuentran bajo los escombros. 

Para la búsqueda utilizan la tecnología de rayos láser que permite reconocer cuerpos humanos a metros de profundidad por debajo de la tierra, explicó el periodista.

>> Cifra de muertos por terremoto en Ecuador sube a 350

 


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.