• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Correa: “Todo cristiano debería ser político siempre estar preocupado del bien público”.

Correa: “Todo cristiano debería ser político siempre estar preocupado del bien público”. | Foto: EFE

Publicado 5 julio 2015

El presidente ecuatoriano, Rafael Correa, manifestó su alegría y complacencia de recibir este domingo al papa Francisco, sobre lo que espera que los ecuatorianos se queden con el mensaje de paz, unidad y fraternidad que es lo que significa su visita.

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, reflexionó sobre el rol de la Iglesia católica bajo el mando del Papa Francisco, quien este domingo arriba a Ecuador, e indicó que existe mucha compatibilidad entre su programa de Gobierno del Buen Vivir y lo que plantea el Santo Padre.

“El Buen Vivir que es un concepto de nuestros pueblos ancestrales, no busca tener más, busca hacer más. Entiende que el ser humano es un ser gregario que no puede ser feliz en aislamiento, sino en sociedad y, de hecho, la mejor manera de ser feliz es haciendo feliz a los demás”, sentenció en una entrevista realizada por el diario El Telégrafo.

Según el mandatario, existen muchas coincidencias en la enseñanza de la Iglesia Católica, en el sentido de que hay que practicar el desprendimiento, vivir con lo necesario, cesar el consumismo, el materialismo, preocuparse por los demás. “Todo cristiano debería ser político, siempre estar preocupado del bien público”, puntualizó Correa.

Vea aquí→ En detalle: La visita del Papa Francisco a Latinoamérica

El mandatario planteó esta posición en una entrevista realizada por el diario El Telégrafo, previo a la visita del jerarca de la Iglesia Católica. En ella indicó que la presencia de Francisco en Ecuador significa un mensaje de esperanza, unidad, fraternidad y compromiso.

A su juicio considera que la visita del Papa en América Latina servirá para reflexionar sobre aquello de que estamos en el continente más cristiano del mundo, pero también el más desigual.

En la entrevista se le fue consultado sobre el significado político que tiene para esta época la figura del Papa sobre la cual comentó que es una piedra fundamental en la historia del catolicismo y es un huracán, no solo un viento fresco, un viento fresco muy fuerte.

Vea aquí→ Ecuatorianos optimistas ante llegada del Papa

“Yo creo que es un gran mensaje  para América Latina y para el mundo  de que las cosas a nivel de Iglesia están cambiando, de que la Iglesia vuelve a sus raíces, preocuparse por los más pobres, por los excluidos, lo dijo en el momento de su nombramiento 'quiero una Iglesia más pobre y para los pobres”, enfatizó el mandatario.

El Sumo Pontifice inicia este domingo su gira por latinoamerica y escogió a Ecuador como el primer país a visitar, sobre ello, Correa dijo desconocer la respuesta del por qué esta nación en primer lugar, pero acotó que probablemente sea porque, tradicionalmente, los tres países de menor desarrollo relativo de Sudamérica han sido, en su orden, Bolivia, Ecuador y Paraguay. “Esto para dar una señal de que siempre va estar con los más pobres”.

El presidente ecuatoriano es un hombre muy católico -así lo ha hecho saber- y en relación a ello dijo que más que religioso es creyente “pero no me creo ejemplo de absolutamente nada”.

Correa sobre las posturas de la Iglesia católica 

Corres reflexionó en algunas posturas que mantiene implementada la Iglesia católica como el celibato, por lo que indicó que la posibilidad de eliminarlo es algo que hay que reflexionar muy bien. 

 “No soy nadie para decir estas cosas. Yo creo que el celibato debería ser opcional, trae más problemas de los que resuelve y, de hecho, así no empezó la Iglesia. Los sacerdotes, al inicio, se casaban. Pedro tenía suegra”, comentó.

Agregó que sería conveniente que la Iglesia revise el rol de la mujer en la Iglesia católica a nivel de jerarquía, debido a que han demostrado ser machista y esto es algo que debe revisarse aún más estando en pleno siglo XXI. 

 “¿Usted ha visto un sacerdote mujer? Y muchas veces las monjitas están para cocinar a los curitas. Ya basta. Es una discusión amplia, pero al menos el Papa está sentando las bases para iniciarla”.

Finalmente, mencionó que a él le gustaría que lo recordarán como una buena persona que trató de hacer lo mejor como el buen hombre, el amigo, el buen padre, el buen hijo, el buen esposo, el buen hermano y la visita del Papa que sea recordada como un mensaje de esperanza, de unidad, de ánimo, como siempre decimos: "Que nos roben todo, menos la esperanza".


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.