• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Sin tolerancia, la paz no es posible. Con tolerancia, es posible la evolución de una cultura de paz.

Sin tolerancia, la paz no es posible. Con tolerancia, es posible la evolución de una cultura de paz. | Foto: Naciones Unidas Guatemala

Publicado 16 noviembre 2017

A propósito del Día Internacional para la Tolerancia que se celebra este jueves 16 de noviembre, la directora de la Unesco reiteró que la tolerancia no es la aceptación ingenua o pasiva de la diferencia, sino una lucha por el respeto de los derechos fundamentales y un compromiso para buscar los vínculos que unen a la humanidad.

Cada 16 de noviembre el mundo celebra el Día Internacional para la Tolerancia, proclamado el 12 de diciembre de 1996 por la Asamblea General de las Naciones Unidas y por iniciativa de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), en su compromiso de promover y fortalecer la comprensión y el respeto entre las culturas y los pueblos para contribuir con la paz.

De acuerdo a la Declaración de Principios sobre la Tolerancia adoptada por las Naciones Unidas, la tolerancia no es indulgencia o indiferencia, es el respeto y el saber apreciar la riqueza y variedad de las culturas del mundo y las distintas formas de expresión de los seres humanos.

"La diversidad de religiones, culturas, lenguas y etnias no debe ser motivo de conflicto sino una riqueza valorada por todos", sostiene la ONU.

La tolerancia es la capacidad de escuchar y aceptar la diversidad de opinión, social, étnica, cultural y religiosa. La falta de este valor ha provocado durante años violencia, desplazamientos forzados, hambruna, miseria, exclusión y muerte de miles de personas.

La injusticia, la discriminación y la marginalización son formas comunes de intolerancia. 

En el marco de la celebración del Día Internacional para la Tolerancia, la directora general de la Unesco, Irina Bokova, aseguró que la tolerancia es una condición fundamental del respeto de los derechos humanos y para el logro de la paz.

Bokova advirtió que la tolerancia es amenazada durante las crisis migratorias, la situación trágica de los refugiados o los conflictos armados, que son explotados para atizar el odio hacia el otro, estigmatizar a las minorías y legitimar las discriminaciones.

"Observo el aumento de los discursos racistas y de los estereotipos sobre las religiones o las culturas, con los que se pretende explicar que los pueblos diferentes no pueden convivir y que el mundo iría mejor si volviéramos a los tiempos antiguos, en los que las culturas puras vivían dentro de sí mismas, protegidas de las influencias exteriores", lamentó la directora de la Unesco.

Ante esto, insistió en fortalecer la cultura de la tolerancia y en luchar por el respeto de los derechos fundamentales.

"La tolerancia no es el relativismo o la indiferencia. Es un compromiso diario para buscar, en nuestra diversidad, los vínculos que unen a la humanidad", acotó.

Asimismo, hizo un llamado a todos los ciudadanos del mundo a construir sociedades "más tolerantes, más inclusivas, más pacíficas y más prósperas".

¿Cómo incentivar la tolerancia?

Fomentar la tolerancia, la comprensión y el respeto es fundamental en este momento, en el que las sociedades son cada vez más diversas y algunos intentan destacar las diferencias a fin de avivar el odio a las minorías, los inmigrantes y las personas pobres.

Para contrarrestar el aumento del racismo, la discriminación, la xenofobia, el extremismo violento, la depuración cultural y las proclamas políticas basadas en el odio, el mundo debe luchar y exigir que se respete el libre flujo de ideas, una educación de calidad para todos, el respeto de los derechos humanos y el intercambio de culturas para el entendimiento mutuo, independientemente de la nacionalidad, la religión, el idioma, la raza, la sexualidad o cualquier otra distinción.

Algunas recomendaciones para luchar por la tolerancia en el mundo:

1. Los Gobiernos deben aplicar las leyes sobre derechos humanos, prohibir los crímenes y las discriminaciones contra las minorías, independientemente de que se cometan por organizaciones privadas, públicas o individuos.

2. El Estado debe garantizar un acceso igualitario a los activistas y defensores de los derechos humanos, para evitar que las posibles disputas se resuelvan por la violencia.

3. La educación es un elemento clave para incentivar la tolerancia y promover la generosidad.

4. Promover leyes que protejan el derecho a la información y la libertad de prensa.

5. Es necesario que cada persona examine su nivel de tolerancia. Todos debemos preguntarnos: ¿soy una persona tolerante?, ¿Juzgo a los otros con estereotipos?, ¿Rechazo a los que me parecen diferentes?, luego de responder, analizar en nuestra contribución a la paz del mundo.

>> Medios venezolanos deberán promover la tolerancia e igualdad


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.