• Señal en Vivo
  • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Publicado 27 febrero 2014

El canciller venezolano, Elías Jaua, continúa su gira por los países del Mercado Común del Sur (Mercosur) y Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) para explicar la campaña de violencia generada por la derecha para desestabilizar.

Tras una reunión con las autoridades uruguayas, el Ministro venezolano de Relaciones Exteriores afirmó que los violentos buscaban que se desatara un enfrentamiento de pueblo contra pueblo.

Jaua recordó que el instigador de estos actos de violencia, el dirigente opositor Leopoldo López, tuvo un papel clave durante el golpe de Estado de 2002 cuando se intentó un linchamiento popular y asalto a la Embajada de Cuba en la capital venezolana.

El canciller detalló que López estuvo involucrado en 2002 en la detención ilegal del exministro de Interior y Justicia, Miguel Rodríguez Chacín, en 2004 estuvo dirigiendo acciones violentas para impedir una reunión de alto nivel de la Cumbre del Movimiento de Países No Alineados en Caracas y el pasado 14 de abril cuando resultó ganador el presidente Maduro, fue el articulador y promotor de la violencia que dejó varios muertos.

"Los hechos de inicios de febrero, no son los primeros sino que hay más de 10 años de antecedentes que evidencian la naturaleza violenta de López; por lo que la Fiscalía decidió dictarle una medida privativa de libertad que fue negociada con su familia".

Paralelo a la violencia emprendida por la derecha venezolana, se ha posicionado una campaña internacional contra Venezuela basada en medias verdades, en imágenes que no corresponden al país, sin fecha (...), para articular la matriz de que existe un Estado represivo que agrede a manifestantes pacíficos.

El canciller aseguró que esta protesta no tiene un origen por el malestar social sino que es una protesta de naturaleza política “y fue convocado con fines políticos anticonstitucionales con el fin de provocar la renuncia del Presidente”.

Jaua ya ha visitado Argentina, Paraguay y Bolivia para agradecer la solidaridad de los pueblos de la región para con la democracia venezolana. Junto al canciller boliviano, David Choquehuanca, el Ministro venezolano detalló y aclaró lo ocurrido con las 14 muertes por la violencia fascista y reafirmó la intención del Estado en investigar denuncias sobre la participación de algunos cuerpos de seguridad en estos hechos.

Respeto a la protesta

Durante su visita a la capital uruguaya el canciller venezolano, Elías Jaua aseguró que las protestas pacíficas en el país suramericano es un derecho contemplado en la Constitución.

Afirmó que el Estado venezolano está en la obligación de garantizar que las acciones de calle promovidas por cualquier sector no terminen en violencia. "Hay protestas que ocurren por problemas que estamos atendiendo, hemos convocado a sectores al diálogo para elaborar estrategias que ayuden a solucionar ciertos problemas que aquejan a la sociedad".

“En Venezuela se realizan protestas, eso no es un secreto y hay muchos sectores que afirman que las mismas terminan en violencia”, expresó Jaua. Sostuvo que algunos medios de comunicación se han encargado de promocionar la democracia que vive Venezuela a su conveniencia e intereses, realidad que a su juicio, es un acto que atenta contra la tranquilidad de los venezolanos.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.