• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
El grupo paramilitar Fantom509 protagonizó una protesta el lunes, en medio de un creciente clima de tensiones e inseguridad.

El grupo paramilitar Fantom509 protagonizó una protesta el lunes, en medio de un creciente clima de tensiones e inseguridad. | Foto: Twitter: Lautaro Rivalta

Publicado 16 marzo 2021


Blogs



Al menos cuatro policías murieron en una redada fallida en un barrio en la capital, en medio de ola de secuestros.

Una banda policial haitiana, el llamado grupo Fantom 509, el cual enfrenta la autoridad gubernamental, salió este lunes a las calles de la capital en protesta contra el asesinato de cuatro agentes en un operativo fallido en un barrio de Puerto Príncipe.

LEA TAMBIÉN: 

Médicos haitianos van a huelga por asesinato de pediatra

La protesta estuvo matizada con disparos esporádicos, varias calles bloqueadas con neumáticos en llamas y amenazas con extender su movimiento, luego que los líderes de Fantom 509 dijeran estar decididos a encontrar los cuerpos de sus "hermanos de armas".

En las calles reina la tensión y muchos transeúntes y comerciantes locales se apresuran a regresar a sus casas, mientras las escuelas cerraron sus puertas más temprano.

También se unieron simpatizantes al movimiento que critican la actuación de las autoridades y piden la dimisión de los responsables, de acuerdo con reportes de Prensa Latina.

El viernes pasado un grupo de la policía especializada irrumpió en Village de Dieu, una comuna de la entrada sur de la capital, bajo la influencia de bandas armadas, y en la cual se registra un alto número de secuestros, mientras las fuerzas de seguridad intentan sin éxito retomar el control de la zona.

En los enfrentamientos, cuatro oficiales murieron y las imágenes de sus cuerpos mutilados y violentados recorrieron las redes digitales, lo cual causó indignación en la población. Además, otros ocho resultaron heridos, de ellos tres precisaron intervenciones quirúrgicas y se recuperan en el hospital.

Aunque el presidente Jovenel Moïse calificó los hechos de "repugnantes" y prometió responder contra las bandas responsables los activistas de derechos humanos acusan al gobierno de fomentar la actividad de las pandillas, entre ellas la propia Fantom 509, a quien cree, a pesar de todo, tolera.

Los presuntos autores de las masacres que han tenido lugar durante su gobierno en los bastiones de la oposición permanecen libres y los casos en su contra parecen haberse estancado.

Si bien el gobierno acordó conseguir fondos, la fuerza policial de Haití sigue estando mal equipada y tiene poco personal para enfrentarse a las pandillas que han proliferado en los últimos años y han creado áreas segregadas en la capital.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.