• Señal en Vivo
  • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
La analista llamó al Gobierno colombiano a evaluar el tipo de delitos que tienen algunos presos políticos para que se extienda  el gesto humanitario.

La analista llamó al Gobierno colombiano a evaluar el tipo de delitos que tienen algunos presos políticos para que se extienda el gesto humanitario. | Foto: Archivo.

Publicado 24 noviembre 2015

El Comité de Solidaridad con Presos Políticos aspira más voluntad humanitaria en todo el sistema penitenciario y en especial con algunos reclusos de las FARC-EP, que están en grave estado de salud.

La decisión del Gobierno colombiano de indultar a 30 guerrilleros privados de libertad, obedece no sólo a una medida humanitaria, sino a una responsabilidad del Estado, según afirmó Gloria Silva, miembro del Comité de Solidaridad con Presos Políticos.

“El gesto del Gobierno corresponde a otros que ha dado de manera unilateral las FARC-EP y eso hay que reconocerlo. Sin embargo, ante la crisis carcelaria del país, esta medida se convierte en necesaria, ya que está en grave riesgo la salud de varios presos”, aseguró.

Silva calificó la gestión de Juan Manuel Santos de indolente, al no brindar las condiciones mínimas ni la atención médica requerida para evitar el deterioro de la integridad de muchos que cumplen condenas por el delito de rebeldía.

 

Lea también: Gobierno colombiano indulta a 30 miembros de las FARC-EP

“El Gobierno debe tomar cartas en el asunto para que en este sentido no haya fallas y se de la atención oportuna, incluso podrían considerar la detención hospitalaria o domiciliaria según sea el caso”, planteó.

La defensora de los DD.HH de los internos políticos en Colombia, recordó que el sistema penitenciario del país arrastra una situación “caótica” de muchos años donde se encuentran reclusos con heridas de guerra e incluso con enfermedades terminales ante la indiferencia de las autoridades.

“En el marco de este proceso de diálogo por la Paz, deberían haber actos de solidaridad más recíprocos entre el Gobierno y la insurgencia. El panorama es tan crítico que existen cerca de 11 reclusos de las FARC-EP a punto de morir por no recibir atención médica”, indicó.

 

 

 

 

Por último, Silva señaló que desde la ONG que ésta representa se ha denunciado en varias oportunidades esta situación ante la Corte Interamericana de los DD.HH, logrando medidas cautelares en algunos casos.

“Yo creo que ésta es la oportunidad para que el Gobierno empiece la discusión de los delitos que deben ser indultados como gestos de buena voluntad. Los condenados por rebelión son menos. Todos los presos políticos deberían salir en libertad”, enfatizó.

 

Lea también: FARC-EP pide liberación de prisioneros a través de medida humanitaria

En contexto: 
El pasado domingo, el Gobierno de Colombia concedió como un “gesto de la paz”, el indulto a 30 guerrilleros que se encuentran en diferentes cárceles del país. 
La medida beneficiará a integrantes de la insurgencia que estén privados de libertad, pero que no hayan cometido “delitos graves”, según confirmaron las autoridades colombianas.
El pasado 16 de noviembre, la guerrilla pidió al Gobierno la liberación de 81 compañeros presos en cárceles colombianas que se encuentran en “delicado estado de salud”, que sería entendido por el grupo armado como un gesto de buena voluntad.

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.