• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Abrazos que ayer plegaron el aeropuerto Simón Bolívar de ese amor que hace meses había quedado pausado.

Abrazos que ayer plegaron el aeropuerto Simón Bolívar de ese amor que hace meses había quedado pausado. | Foto: @madeleintlSUR

Publicado 28 agosto 2018

Durante la madrugada de este martes, hombres, mujeres y más de 20 niños venezolanos regresaron a su Patria, luego de irse a Perú siguiendo las promesas que nadie les cumplió.

El vuelo de la aerolínea estatal venezolana Conviasa 6051 llegó a la loza del aeropuerto Simón Bolívar de Maiquetía durante los albores de este martes 28 de agosto, con 89 venezolanos a bordo, luego de gestiones del Gobierno de Venezuela y su embajada en Perú

Los casi noventa venezolanos se fueron por su propia voluntad, buscando una mejor vida en otras tierras, pero tras soportar una realidad muy distinta solicitaron ayuda a la embajada de su país para conseguir su repatriación. Su llamado fue atendido y el Gobierno de Nicolás Maduro facilitó y pagó su viaje de regreso.

"La realidad con la que se encontraron fue muy diferente a los cantos de sirena que les ofrecieron: reportan haber sido sometidos a indecibles vejaciones, a trato cruel e inhumano, a muestras infames de xenofobia y de delitos de odio; lo más brutal", detalló el Gobierno venezolano en un comunicado emitido este martes.

"Estas expresiones de inhumanidad han sido y son alentadas por centros de poder de las oligarquías y los gobiernos de derecha de este continente", denunciaron las autoridades venezolanas.

>> Gobierno venezolano facilita retorno de 89 ciudadanos en Perú

El encuentro

Entre los 89 pasajeros había más de 20 niños, además de tres mujeres embarazadas. Cada uno de ellos y de ellas, con una historia que contar. Una historia que, por más o menos dura, los hizo retornar.

En la sala de embarque los esperaban aquellos brazos fraternales que habían dejado hace unos meses: madres, hermanos, padres, amigos, el olor de la tierra caraqueña, el sudor del cielo venezolano, la sonrisa del pana que no conocemos.

"No nos ofrecieron nada para venirnos para Venezuela, no nos ofrecieron nada, ni pagamos nada, todo fue gracias al presidente Maduro, que de parte de mi familia estamos agradecidos por repatriarnos", dijo uno de los jóvenes que se acogió al ofrecimiento hecho por el presidente Nicolás Maduro para lograr traer de vuelta a aquellos compatriotas que quisieran regresar. 

Foto: Madelein García

¿Por qué regresaron?

La ilusión de una mejor calidad de vida y promesas de empleo y surgimiento, son parte de la campaña mediática contra Venezuela, para impulsar y utilizar la migración como herramienta política.

"Te dicen que prácticamente es una maravilla, pero es mentira; que allá la economía está mejor, y no es así. Las cosas no son como las pintan" cuenta Yusmary, una de las retornadas.

>> Presidente Maduro anuncia creación de ministerio de Comercio Interior

Yusmary se fue a Perú junto a su hijo y su esposo, quien respondió a una solicitud de trabajo que nunca se concretó. Finalmente, la pareja debió trabajar en la calle, vendiendo chocolates y golosinas. Al pequeño, tampoco le fue bien, sufrió de discriminación y burlas en el colegio, solo por el hecho de ser venezolano.

"Lo más difícil fue la xenofobia, la diseminación, el niño padeció de lo mismo de parte de niños en el colegio. Yo trabajaba en ese colegio y también fui discriminada por los padres de los niños, no querían venezolanos trabajando en su escuela", agrega Yusmary.

"Tomé una decisión que no fue la correcta, y la tomé en vista de ese bombardeo mediático que decía que en Venezuela no ibas a poder subsistir, que no ibas a poder salir adelante. Entonces uno se ve así, en medio de ese bombardeo mediático, y toma esa decisión hasta apresurada y de emergencia de irse de su país", cuenta otro de los repatriados. 

Hace unas semanas, el entonces presidente de ese país, Juan Manuel Santos, declaró en televisión que más de un millón de venezolanos se encontraban en tierra colombiana. Lo que debió aclarar, horas después, el gerente para la frontera colombiana, Felipe Muñoz, fue que la cifra remitía a la totalidad de venezolanos, incluso a aquellos que residen hace años en el país y, también, a aquellos que se encuentran de vacaciones, por motivos laborales o, incluso, transitorios entre un país y otro.

>> Mayoría de los venezolanos prefiere que Maduro dirija la economía

La agenda injerencista contra Venezuela, promovida por Estados Unidos y sus países aliados en la región, manipula cifras migratorias para atacar al Gobierno de Nicolás Maduro, e impulsar el abandono del país, como si se tratase de "refugiados". 

"La Patria es la Patria y la familia es la familia"

Apenas el avión aterrizó en Caracas, los pasajeros aplaudieron y gritaron efusivamente, uno empezó a cantar el himno nacional, y fue secundado por los demás, en un coro emotivo. "La Patria es la Patria y la familia es la familia", dice una de las venezolanas retornadas. 

"No vuelvo a salir más de mi país", agrega un hombre mayor, contando los perjuicios que vivió afuera. "Volver es una emoción demasiado grande que no sé ni como explicarlo. El sufrimiento que pasé en Perú quedó en el pasado", dice otro. 

Todos están de vuelta. Ya todos están en casa. No es la suerte de la mayoría, pero sí fue la suerte de ellos. No encontraron lo que esperaban, pero al menos tuvieron el respaldo de regresar y en un vuelo pagado íntegramente por el Gobierno Bolivariano, que garantizó de esta manera, la protección de las y los venezolanos que, habiéndose ido voluntariamente del país, estaban padeciendo en tierras ajenas.

Foto: Madelein García

Hace una semana, Venezuela estrenó un nuevo cono monetario, además de un completo Programa de Recuperación Económica que en siete días ya ha mostrado avances en la sociedad. Esa es la nueva esperanza de los retornados

"En Perú pasé los peores tres meses de toda mi vida, pero no importa, (estoy) con muchas ganas de trabajar y sacar el país adelante", dice una mujer, que parece representar la voz de los otros 88 que, más que volver a su país, han regresado a su hogar.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.