• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Latinos desilusionados y con restricciones para votar en Estados Unidos
Publicado 27 octubre 2014

El Partido Republicano y el movimiento conservador de este país apuesta a que se restrinja el voto a las minorías y usan el fraude electoral como excusa.

La población Latina de Estados Unidos es de 48 millones, el 15% de la población total del país, según Pew Hispanic Center.

Los inscriptos para votar en las próximas elecciones primarias de Noviembre son 12.8 millones, según NALEO (Asociación Nacional de Latinos electos y designados) quienes a pesar de promover la participación plena de los latinos en la política de este país, mencionan que los que concurrirán a votar serian 7.828.000 personas (un 8% del electorado).

Según NALEO, desde el 2002 hubo un crecimiento de los votantes latinos, pero también un aumento de campañas para motivar al voto. Estos votantes fueron los que le dieron la victoria al presidente Barack Obama en 2012.

Pero estas elecciones primarias están marcadas por dos temas que podrían provocar la no participación de los votantes: la reforma migratoria, y las restricciones al voto.

Estas últimas medidas abarcan desde severas restricciones a la registración de nuevos votantes, la exigencia de pruebas de ciudadanía y controvertidas legislaciones que establecen un documento con foto. Según El Centro Brennan para la Justicia (BJC), de aprobarse estas leyes afectarían a más de cinco millones de votantes, especialmente, minorías latinas, afroamericanos, jóvenes y trabajadores de bajos recursos.

El grupo cívico Advancement Project advierte que la comunidad latina que forma el 10% del electorado jugaría un papel clave en las urnas, pero debido a las barreras legales impuesto en más de 23 estados, cerca de 10 millones de latinos no podrían votar.

Según Huffpost el 16% de latinos y el 25% de votantes afroamericanos no tienen una identificación actual con fotografía valida, que de exigirse como requisito representaría un gasto de 20 millones de dólares.

Los estados más proclives a implementar estas leyes son: Georgia, Kansas, Tennessee y Pennsylvania, Ohio, Florida, Texas, Carolina del Sur y Wisconsin.

El líder de la población afroamericana, Ben Jealous, representante de la Asociación Nacional para el progreso de la gente de color, comenta ``que las nuevas disposiciones legales representan un intento cívico de los conservadores para atenuar el crecimiento de las minorías y jóvenes, sectores que en el 2008 dieron su voto a Obama’’.

El Partido Republicano y el movimiento conservador de este país apuesta a que se restrinja el voto a las minorías y usan el fraude electoral como excusa.

Aunque según la organización American Progress, no hay pruebas contundentes que el mencionado fraude sea verdad. Una investigación realizada a los largo de cinco años por el Departamento de Justicia durante la presidencia de George Bush encontró solo 86 ejemplos de votos incorrectos entre 2002 y 2005.

Camino a la ciudadanía

Otro de los temas importantes para la comunidad latina es el migratorio, y una de las promesas del presidente Obama en sus dos campañas preelectorales.

El 82 % de las personas del Partido Demócrata apoyan que los inmigrantes indocumentados puedan acceder a la ciudadanía, en cambio los del Partido Republicano también están a favor pero el margen es del 57%. Si hablamos de razas, los afroamericanos (74%) y blancos (67%). Casi nueve de cada diez (88%) hispanos continúan apoyando un camino hacia la legalización, según Pew Research Center.

`` El Presidente Obama está trabajando fuertemente con el Senador Charles Schumer para poder sacar adelante la reforma migratoria, el problema es que la mayoría Republicana en el congreso se opone a que salga esta ley, por eso necesitamos retener la mayoría en la Cámara’’, sostiene el concejal de Nueva York, Ydanis Rodríguez.

Ydanis además agrega que está abogando duramente para mantener la gobernación demócrata en Nueva York.

``Necesitamos que la comunidad latina salga a votar para mantener a los Demócratas en el Senado, de lo contrario la reforma migratoria seguirá durmiendo por dos años más ’’, dijo el joven político.

Aunque desde 2010, el número de votantes latinos ha aumentado en 3,9 millones, el impacto de esta porción del electorado, que determinara qué partido controlara el Senado podría ser no tan alto como se esperaba dado su aumento demográfico y electoral a nivel nacional.

Tags

EEUU

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.