• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
  • El acuerdo CETA perjudica sobre todo a los sectores de la población más vulnerables.
    En Profundidad

    El acuerdo CETA perjudica sobre todo a los sectores de la población más vulnerables.

La entrada en vigor provisional del CETA está prevista para la próxima primavera, pero la aplicación definitiva y total del acuerdo será efectiva una vez que los parlamentos nacionales y regionales competentes en los países de la UE den su aprobación, lo que llevará varios años.

El Parlamento europeo anunció este miércoles la aprobación del Acuerdo Económico y Comercial Global (CETA, por su siglas en inglés) con 408 votos a favor y 254 en contra, este contempla la eliminación de aranceles a la importación como una manera de, según sus defensores, impulsar el crecimiento y el empleo a ambos lados del Atlántico.

La Unión Europea y Canadá consideraron un éxito para sus políticas de apertura de mercados a pesar de los meses de protestas vividos tras el ascenso al poder del presidente estadounidense Donald Trump, quien decidió retirar a su país del Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (TPP) y desea reformular el Acuerdo de Libre Comercio para América del Norte.

Con la decisión del Parlamento Europeo se da el visto bueno a gran parte del convenio comercial, sobre todo lo relacionado con la reducción de aranceles, poniendo fin a ocho años de negociaciones.

Pero ¿Qué es el CETA?


El Acuerdo Económico y Comercial Global (sigla en español AECG y CETA en inglés) se trata de un convenio comercial entre la Unión Europea y Canadá que se mantuvo en negociaciones desde el año 2009, cuya aprobación ha desatado un centenar de protestas en toda la Unión Europea. Su detractores critican el hecho de que el acuerdo dé mayor poder a las multinacionales y no a las leyes nacionales de los países europeos.

 

 

>> En claves: ¿Qué es el CETA y cuáles son sus objetivos?

Quienes se oponen al CETA consideran que este representa un retroceso en los derechos de los consumidores europeos, ellos ponen en duda las garantías en materia laboral o agroalimentaria.

Por otro lado, están quienes apoyan la alianza, entre ellos la Comisión Europea (CE), estos sostienen que el comercio de bienes y servicios entre Canadá y la Unión Europea (UE) aumentará en un 25 por ciento y el PBI de la UE crecerá en 12 mil millones de euros.

¿Qué busca regular el CETA?


Para quienes defiende el convenio comercial este comprende una serie de medidas acordadas entre la UE y Canadá que tienen como finalidad eliminar las barreras al comercio entre ambos y establece la normas que regirán los futuros intercambios: sus modalidades, límites y garantías. Es decir, se trata de mil 600 páginas y 13 capítulos en acuerda el acceso a los mercados de bienes y servicios, las tarifas aduaneras, la participación de empresas extrajeras en los concursos públicos o el reconocimiento de los títulos profesionales.

Igualmente, se fijan convenios de protección alimenticia, sanitaria o medioambiental y un texto relacionado con desarrollo sostenible. Lo que más controversia ha causado es el tema relacionado con las garantías para la protección de los inversores en uno y otro lado del Atlántico.

Es necesario destacar que para la UE el CETA es el acuerdo "más progresista" de los 36 firmados hasta los momentos.

"Ayudará a generar el crecimiento económico y empleo que tanto se necesitan manteniendo los altos estándares europeos en áreas como seguridad alimentaria, protección del medio ambiente o derechos laborales".

Para la Comisión Europea el convenio ayudará a incrementar las exportaciones a Canadá en 12 millones de euros al año lo que permitirá que 14 mil nuevos puestos de trabajo.

Sin embargo quienes se oponen al CETA explican otras cosas

 

¿Cuáles son los puntos más criticados del CETA?


Para el analista Iñaki Gil de San Vicente lo que más preocupa del acuerdo CETA es que este no beneficia en nada a los europeos, pues solo las grandes burguesías tendrán ventaja de este. 

"El CETA perjudica a los pobres, pero peor aún, perjudica a quienes tienen pequeñas empresas por no contar con tecnología de última generación, ya que pretende establecer nuevos convenios tecnológicos".

Además, San Vicente sostiene que el CETA reduce significativamente los derechos sindicales y obreros. Asimismo, Facilita la imposición del derecho al arbitraje.

Quienes se oponen al CETA critican que a pesar de que el acuerdo afectará la vida de millones de personas las negociaciones para su aprobación se hayan hecho a espaldas de la sociedad.

Es un hecho cierto que el Parlamento Europeo publicó importante información sobre el tratado en su web, sin embargo, la mayoría de esta información se encuentra en inglés, lo que significa que para conocer todos los detalles es necesario tener un nivel de inglés óptimo y la mayoría de la población no lo tiene.

Otra de las cosas que se critica al CETA es que Canadá, en materia alimentaria, no está en la misma situación que la UE. Por ejemplo, en Canadá están permitidas técnicas prohibidas en Europa, tales como la inyección de anabolizantes, antibióticos y hormonas de crecimiento en ganado; o la carne clorada, que consiste en lavar las carnes con cloro para desinfectarlas.

Para la Organización de Agricultores y Ganaderos (COAG) ha dicho que el acuerdo "iguala" la normativa europea con la canadiense en materia de seguridad alimentaria y producción agraria, lo que significaría "un retroceso sin precedentes en los derechos de los consumidores, al tiempo que supondría una competencia desleal para nuestros agricultores".

>> Eurocámara aprueba el tratado CETA con Canadá

"Su puesta en marcha tendría un impacto espacialmente negativo para los productores españoles de carne de vacuno, porcino, leche y cereales, para el 90 por ciento la indicaciones geográficas a nivel europeo con denominación de origen", Además, la COAG añadió que "tendría un fuerte impacto en el medio rural porque prevé facilitar la privatización de los servicios públicos y prohibir la remunicipalización de los servicios privatizados".

El secretario general de COAG, Miguel Blanco, se pregunta ¿De verdad quieren nuestros responsables políticos que los consumidores europeos se traguen anabolizantes y hormonas de crecimiento mientras que un grupo de bróker de fondos de inversión se enriquecen?".

Por su parte, la UE defiende el acuerdo y dice que "el CETA creará nuevas oportunidades para los agricultores y los productores de alimentos, al tiempo que se protegen plenamente las sensibilidades de la UE", expresó.

Las criticas contra el CETA no paran ahí, pues para ellos este sistema podría dar permiso a las grandes multinacionales de demandar ante los gobiernos, algo que podría convertirse en una amenza directa a la capacidad de los Estados para legistar en beneficio del interés general de los ciudadanos.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.