• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Fue condenado en 2013 a 22 años y tres meses de prisión, pero podrá apelar en libertad. luego de matar a su expareja.

Fue condenado en 2013 a 22 años y tres meses de prisión, pero podrá apelar en libertad. luego de matar a su expareja. | Foto: Getty Images

Publicado 20 abril 2017

El futbolista brasileño salió de prisión el 24 de febrero bajo una medida aprobada por un magistrado de la Corte Suprema que le permite apelar el caso en libertad provisional. 

El fiscal general de Brasil, Rodrigo Janot, pidió al Supremo Tribunal Federal (STF) de esa nación que revoque la medida de libertad provisional que permitió al exportero del equipo de fútbol Flamengo, Bruno Fernandes, salir de prisión luego del asesinato de su expareja. 

El máximo fiscal brasileño también pidió al STF no reconocer las medidas de defensa presentadas por los abogados de Fernandes ante este caso, petición que el Supremo Tribunal someterá a discusión el próximo martes. 

>> Chivas de Guadalajara se coronan en Copa MX de fútbol mexicano

Luego de salir de prisión el pasado 24 de febrero el futbolista brasileño fue fichado por el conjunto Boa Esporte del estado de Minas Gerais (sudeste), hecho que generó el rechazo en parte de la población. 

Fernandes ingresó preventivamente a la cárcel de la región metropolitana de la ciudad de Belo Horizonte en 2010 y fue condenado en 2013 a 22 años y tres meses de prisión, por el asesinato de la joven Eliza Samudio, una modelo brasileña de 25 años, con quien tuvo un hijo.

El cuerpo de la joven no ha sido encontrado por las autoridades pero Fernandes confesó ante el tribunal que el cadáver de la modelo fue arrojado a los perros por los autores materiales del hecho para que no fuera reconocido.

Durante el proceso, el futbolista negó haber participado de forma directa en el asesinato de la joven, sin embargo, fue condenado por autorizar su muerte.

>> Israel busca impedir resolución de FIFA sobre equipos colonos

El dato: El arquero se benefició de una medida aprobada por el magistrado Marco Aurelio Melo, uno de los once miembros de la corte, quien argumentó que el acusado está esperando desde 2010 que un tribunal de segunda instancia confirme o revoque la condena en su contra. 
teleSUR
Boletines
Recibe nuestros boletines de noticias directamente en tu bandeja de entrada

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.