• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
La celebración del Día contra la homofobia viene dada por la eliminación de la homosexualidad de la lista de enfermedades mentales por la OMS en 1990.

La celebración del Día contra la homofobia viene dada por la eliminación de la homosexualidad de la lista de enfermedades mentales por la OMS en 1990. | Foto: EFE

Publicado 17 mayo 2017

Los países regidos por la religión islámica son aquellos donde la homosexualidad es un delito, castigado de forma severa por las autoridades. Los castigos abarcan desde flagelaciones hasta la pena de muerte en algunos países.

El Día Internacional contra la Homofobia surgió como idea en 2004 y se celebra todos los 17 de mayo desde 2005. Inicialmente se denominó «Día Internacional contra la Homofobia» (IDAHO, por su sigla en inglés), aunque en 2009 fue incluida la transfobia en el nombre de la celebración y, desde 2015, también la bifobia.

La intención original de la conmemoración de esta fecha fue llamar la atención a las autoridades políticas, medios de comunicación y a la sociedad en general sobre la violencia sufrida por la comunidad LGBT (Lesbianas, Gays, Bisexuales y Transexuales).

Este día, pero del año 1990, fue cuando la Asamblea General de la Organización Mundial de la Salud (OMS) eliminó a la homosexualidad de la lista de enfermedades mentales.

Sin embargo, la homosexualidad aún es considerada un delito en un conjunto de países, principalmente aquellos que poseen antiguas raíces religiosas y que poseen leyes estrictas en cuanto a las relaciones interpersonales en general.

Arabia Saudí es uno de los países más severos, donde la homosexualidad puede ser castigada con la pena de muerte. Pese a las críticas ejercidas por numerosas comunidades de derechos civiles, las autoridades saudíes consideran esto un delito, siendo un síntoma no solo que afecta los parámetros religiosos que rigen la sociedad, sino que también ejemplifica para ellos la decadencia de Occidente.

Otro de los países que penaliza severamente esta práctica es Yemen. Un país cuyo sistema legal está determinado por la Sharia (cuerpo de Derecho islámico), es otro donde se aplican castigos que van desde la flagelación hasta la pena de muerte y donde las autoridades han sido responsables de torturas y tratos inhumanos hacia los homosexuales.

>> El mundo se viste de morado contra la homofobia

También es el caso de India, uno de los países que había despenalizado la relación entre homosexuales en 2009. Cuatro años después, en 2013, anunció la decisión de restablecer su ilegalización. Esta acción fue incitada por grupos de índole religiosa, que han sido los más reacios a favorecer las relaciones entre un mismo sexo.

Por su parte, África es una región donde las prácticas entre personas del mismo sexo son condenadas. Nigeria, uno de los países africanos que más está posicionado contra la homosexualidad, prohibe el matrimonio entre personas de un mismo sexo con la cárcel, al igual que las muestras de cariño en público, que pueden significar penas de hasta 10 años de cárcel. El norte del país pertenece al Islam y es estrictamente conservador.

>> ONU: Hombres gays deben ser liberados de campos en Chechenia

Igualmente, en Somalia la homosexualidad es penada con la muerte. Los casos recientes de fusilamientos y lapidaciones a homosexuales en el país provocaron la indignación de organizaciones de derechos humanos y la comunidad en general.

Estos países representan los principales donde la homosexualidad aún es condenada. Sin embargo, pese a que, en determinados países, la religión tiene influencia en cuanto a la emisión de leyes y regulaciones que resguarden a la comunidad sexo diversa, son profundos los avances que ha dado la sociedad en contra de la homofobia en el mundo.

teleSUR
Boletines
Recibe nuestros boletines de noticias directamente en tu bandeja de entrada

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.