• Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Soy Reportero
Comentarios
La caída de la URSS y el desarrollo de la trata de esclavos

| Foto: @LasMuMaLa

Actualmente, uno de los más serios problemas de de violencia hacia las mujeres es la trata de personas. Este problema siempre existió, pero este "ramo industrial" comenzó a experimentar un renacimiento a raíz del colapso de la URSS.

La cerrazón y naturaleza estricta del bloque aoviético no permitían que dentro de sus fronteras se pudiese desarrollar la trata de personas. Pero, con la caída de la URSS y la apertura de las fronteras, Europa Oriental y la antigua URSS se convirtieron en los principales proveedores de esclavas sexuales en el mercado mundial.

La propaganda de los 90 ayudó a promover tanto la imagen de un Occidente rico y lleno de oportunidades que ayudaría a todos, como las dementes reformas neoliberales (privatización criminal, el amanecer del banditismo, falta de liquidez, desempleo) todo esto se convirtió en un estímulo para la gente impetuosa que quería escaparse de este infierno por cualquier medio disponible.

A algunos les resultó bien, pero la mayoría pasó de ser pobres en su país, a ser pobres en el extranjero. Y, los menos afortunados, acabaron de esclavos. De igual modo, en el mundo unipolar, se iniciaron guerras tanto en el espacio post-soviético, como en los Balcanes y Oriente.

No hay nada más conveniente para un comerciante de esclavos que el caos y la guerra. La presencia de los cuerpos de paz de la OTAN en 1995 en Bosnia coincidió con el crecimiento de la prostitución y la trata de personas.

La presencia occidental en Kosovo también provocó el crecimiento de la venta de esclavas sexuales y de la prostitución ilegal. Cabe señalar, que incluso los cuerpos de paz de la ONU se hallaban involucrados en la trata de personas.

En ese tenor, en el año 2004, el mando de las operaciones de paz de la ONU reconoció, que los cuerpos de paz se consideran parte del problema de la trata de personas y no como parte de la solución. A la guerra en Yugoslavia se suma la guerra en Irak, Libia, y ahora en Siria. Se puede constatar, que desde la caída del bloque Soviético el problema de la trata de personas comenzó a crecer vertiginosamente y que, por ahora, no se ha encontrado una solución a este problema. La evolución de este negocio tiene un ritmo acelerado.

La economía neoliberal y sus institutos también contribuyen al crecimiento y difusión de la trata de personas. Tomemos por ejemplo el caso de Tailandia - al cabo de un año de la implementación de las reformas del FMI, la prostitución infantil creció un 20%. Hoy en día en Ucrania, bajo la égida de las reformas del FMI se discute la legalización de la prostitución y muchas personalidades feministas empiezan a alertar sobre eso. No hay que olvidar la cultura del capitalismo, de la globalización y de EE.UU. y de su contribución a la sumisión de la mujer.

Un sobresaliente elemento de esta cultura es el enfoque en el sexo, el rápido desarrollo de la industria pornográfica y del culto del consumidor. Todo esto crea las condiciones para el desarrollo de este tipo de "consumidor-depravado" que nunca se abstendrá de comprarse un juguete para satisfacer sus deseos.

No me hago esperanzas de que dentro del marco del capitalismo sea posible eliminar este tipo de vergonzoso negocio. Sólo un cambio de formación a una cultura socialista, que promueva una imagen positiva del ser humano y no la de una bestia antropoide que vive meramente de la satisfacción de sus bajos instintos, puede acabar con la trata de personas en todas sus formas.

Perfil del Reportero
Rusia
Videos

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.