El “exportador” de democracia

“¡Ya ganamos!”

El “exportador” de democracia

Como si fuera hace diecisiete años (póngale música noventera), en aquella época de su singular campaña rumbo a las elecciones presidenciales del 2000 en México, Vicente Fox se colocó la gorra con la bandera de Venezuela –claro, la opositora, la de las siete estrellas- y les resumió así su promesa de “libertad” a las señoras y hombres venezolanos que lo rodearon, como a una estrella, en uno de los centros de votación de la consulta simbólica convocada por la oposición este domingo.

“¡Vamos duro contra Maduro…Hasta que caiga Maduro!”, reiteró mientras se paseaba a sus anchas en el llamado “Punto Soberano” de la iglesia San Rafael Arcángel, en Petare, una de los barrios más grandes de Latinoamérica y considerado el más peligroso de Caracas. Lucila, una señora que en pleno Día del Niño le colocó a su nietecito una pancarta con la frase: “Si eres Venezuela, dile NO a la constitución de la dictadura cubana. Fuera invasores”, festejaba cada palabra del expresidente que aceptó haber “cargado los dados” a favor del candidato de su partido, Felipe Calderón, en las cuestionadas elecciones de 2006.

“¡Bravoooo, dios te ayude, que viva México!”

-¿Qué piensa de Fox?

“Que es tremendo presidente”.

El “Chente” se tomó fotos y repartió abrazos y apretones de mano a los caraqueños –igual que en campaña- y de hecho, lo era: una en contra del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro y de la Revolución Bolivariana, que resumió en un mensaje de Facebook antes de partir rumbo a la Patria de Bolívar.

****

El marketing foxista contra la Constituyente de Maduro se confirmó el 13 de julio, en el mensaje que grabó allá en su rancho en Guanajuato, en la réplica de la oficina que tenía cuando era presidente (ah, esa nostalgia del poder).

“¡Fuerza, Venezuela!”, inicia el video. “Voy a estar luchando junto a los héroes venezolanos para evitar la imposición convocada por el dictador Maduro a un constituyente el próximo 31 de julio…(será el día 30, pero bueno, es el mismo exmandatario que rebautizó a Borges como “José Luis Borgues” y nacionalizó colombiano a Mario Vargas Llosa). Entre esos héroes cuenta a “Liliana” Tintori (mientras en los subtítulos en inglés de su mensaje aparecía Leopoldo López como “Gómez”). Y continúa: “Tenemos que evitarlo. Todos sabemos que si esto se lleva a cabo, ¿En qué va a terminar este gran país? En la consolidación y perduración de una dictadura….Tenemos que hacer hoy lo que queremos evitar que el día de mañana pueda pasar en nuestros propios países”. Un día después, estaba aterrizando en Maiquetía.

***

Domingo 16 de julio. Mediodía. Frente al Unicentro El Marqués, el expresidente que ordenó el operativo policial conjunto para reprimir a los campesinos de Atenco hace once años, prefirió recordar cosas más tersas de su gobierno.

“¡México está con ustedes!”…Esta lucha ya se ganó. Paso a paso, voto a voto, el dictador saldrá. Recuerdo el 2 de julio del año 2000, México entero, ciudadanos salieron a las calles y ganamos nuestro democracia y nuestra libertad”.

El problema es que el producto tiene un detalle: en la democracia exportada por Fox no cupieron los chavistas que estaban ahí cerca, en el colegio José de Jesús Arocha, participando desde las seis de la mañana en el simulacro de la Constituyente y que decían, en voz de una candidata de las Comunas, mensajes como éstos: “Esto es el pueblo, esta es la calle, no es la cola guarimbera, en esta cola el pueblo es el chavista que le está escribiendo, que le está retribuyendo a Chávez el que haya dado la vida por nosotros. Aquí está su gente, que cuenten que la constituyente va”.

O como éste, cortesía del trabajador público Nelson Balmer: “La última vez que se vio una fiesta así fue cuando vino Chávez en su cumpleaños a celebrarlo en Petare. Le estamos mandando un mensaje no solo a la oposición sino a todas y cada una de las embajadas en el mundo: somos Petare, somos pueblo igual que los opositores pero no queremos la guerra, queremos la paz”. O éste, del candidato William Tarazona: “La oposición no sabe lo que es el barrio, es una oposición elitista. A la asamblea le dicen “prostituyente”, no reconocen al barrio y pues no: aquí está el barrio y somos chavistas y seguiremos siendo chavistas y aquí manda el pueblo, el pueblo humilde que dejó el comandante Chávez”.

Pero no, Fox estaba tan ocupado en vender su democracia, que ni siquiera –en su calidad de observador extranjero- cuestionó el hecho de que no hubiera listados electorales ni mamparas para que los participantes votaran en secreto y que ni las papeletas ni las boletas de comprobación tuvieran folios para garantizar un voto por elector. Y hasta se dio tiempo de cerrar su visita a la consulta opositora con algo que sería un escándalo en México: la bendición sacerdotal en la iglesia San Rafael Arcángel. “Que dios bendiga a México, a su familia y a nuestra nación a través de la experiencia de nuestra salvación. Por Cristo, nuestro señor”.

-Amén.

****

La última y nos vamos.

A eso de las diez de la noche, el canciller de Venezuela, Samuel Moncada, publicó en Twitter la decisión de expulsar a Fox del país “para bien de Venezuela” y “como medida profiláctica de protección para nuestro país”.

Para entonces, centenares de miles de venezolanos chavistas y opositores habían participado en una jornada mayoritariamente pacífica salvo en algunos puntos como el barrio de Catia, en Caracas, donde la enfermera de 61 años de edad, Xiomara Scott, fue asesinada por disparos de arma de fuego en un incidente que dejó también otros tres heridos. En Boconó, Trujillo, también se reportaron cinco heridos por disparos de grupos armados así como saqueos.

La participación del chavismo y de la oposición, esperando por horas para participar en un ensayo electoral –los primeros- y acudiendo a votar de forma constante y copiosa en su consulta –los segundos-, es una lección democrática para cualquier país. Una jornada con tantas personas en la calle, en una nación donde hay letreros de “No portar armas” en muchos lugares públicos, es algo digno de destacarse. Sin embargo, los medios otra vez quedaron a deber: en las televisoras locales por canal abierto, con la falta de difusión de la actividad opositora. Y en la prensa internacional, con la anulación del ensayo chavista. Una movilización tan amplia en numerosos centros electorales no existió, ni siquiera por curiosidad, ni siquiera para ver si los chavistas aclararon sus dudas o no.

Justo hablando de medios, Fox se estará preguntando sobre su expulsión de Venezuela –como hizo cuando le preguntaron sobre el cierre de la televisora canal 40, durante su gobierno- “¿Y yo por qué?”.


teleSUR no se hace responsable de las opiniones emitadas en esta sección


Perfil del Bloguero
Reportera mexicana. Presentadora de "Conexión Global" y "Temas del Día" en TelesurTV. Ha trabajado como reportera en distintos medios mexicanos en coberturas enfocadas a temas sociales y seguridad. Participó en el libro "La Travesía de las Tortugas", sobre perfiles de los 43 normalistas de Ayotzinapa (Ediciones Proceso, 2015). Tiene un libro de poesía "Recinto de mareas" (UANL, 2011).

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.