Casa por cárcel del genocida

Podemos estar en desacuerdo con lo injusto de la medida de "casa por cárcel", concedida al asesino del 2014, Leopoldo López. Pero, aún con todo el de acuerdo y frustración que pueda sentirse,  se acata la sentencia del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), en el marco democrático al cual nos subordinamos los demócratas y respetamos las instituciones.

En fin, si los gobiernos de EEUU y del Vaticano logran fugar al convicto Leopoldo López, le harían un gran servicio al resto de ambiciosos de la MUD, quienes recibieron con desagrado esta medida judicial.

El caso es que quien debió imputar o acusar formalmente y evacuar las pruebas de más de 43 muertos directos del 2014,  no lo hizo, como le correspondía a la ciudadana Fiscal General de la República (FGR), "por ahora", Luisa Ortega Díaz y los fiscales asignados al caso, lo que ha permitido que asesinos como Leopoldo López y el alcalde de Chacao, Ramón Muchacho, se pavoneen en total impunidad.

De cualquier manera, ningún crimen de Lesa Humanidad prescribe y luego de la sentencia del TSJ sobre la ciudadana LOD, de este próximo miércoles, se abrirán las alamedas de la justicia y la paz, en donde Leopoldo López y Ramón Muchacho tendrán que ser imputados y podremos querellarnos, con las responsabilidades de omisión que cometieron, tanto Luisa Ortega Díaz, como los fiscales golpistas y terroristas en los últimos cuatro años.

Por supuesto, habrá quienes se equivoquen, creyendo que la medida de casa por cárcel del delincuente Leopoldo López sea un acto de debilidad política del TSJ y del Gobierno que preside Nicolás Maduro. El problema, ahora, lo tiene la señora Lilian Tintori, a quien le convenía mucho tener a su esposo bien guardado y cuidado en la cárcel militar Cinco Estrellas, de Ramo Verde, para ella poder andar sobre sus pasos.

Habría que estar atentos al próximo paso de fuga que tienen montado desde la CIA para sacar del país a Leopoldo López, con la ayuda del Nuncio Apostólico en Venezuela, por instrucciones del Papa Francisco, encubiertas en la trampa del sigilo sacramental.

En fin, si los gobiernos de EEUU y del Vaticano logran fugar al convicto Leopoldo López, le harían un gran servicio al resto de ambiciosos de la MUD, quienes recibieron con desagrado esta medida judicial. De los crímenes de Lesa Humanidad no escaparán López, ni Muchacho, aunque los protejan Donald Trump y Su Santidad Francisco.

 


teleSUR no se hace responsable de las opiniones emitadas en esta sección


Perfil del Bloguero
Nacido en Mérida, Venezuela.Narrador y ensayista. Activista político de base, del PSUV. Comunicador de Calle del SiBCI, No. 16004.Profesor universitario e investigador de fenómenos sociales y del habla espontánea.Profesor en Lengua Materna; Magister Scientiae en Literatura Iberoamericana; Doctor en Ciencias Sociales.
Más artículos de este bloguero

Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.